Internacional

El Gobierno de Venezuela lanza una OPA sobre la principal telefónica del país

El Gobierno venezolano ha confirmado que ha lanzado una oferta publica de adquisición de acciones (OPA) sobre la Compañía Anónima Teléfonos de Venezuela (CANTV), la principal telefónica del país, para disponer del control de la empresa a partir del próximo 4 de julio.

El ministro de Telecomunicaciones, Jesse Chacón, ha explicado a la prensa que la compra de acciones por parte del Estado venezolano se está haciendo en las bolsas de valores de Caracas y Nueva York. Chacón ha añadido que la OPA comenzó el 9 de abril, y estará abierta, de acuerdo con las normas bursátiles, durante 20 días, en los que espera controlar al menos el 70% de las acciones de la compañía. También ha adelantado que el 4 de julio será la junta extraordinaria en la que se nombrará al presidente de CANTV y a su junta directiva, que responderá a la nueva composición de los accionistas.

El ministro ha declarado que se están pagando 4.560,43 bolívares (2,12 dólares) por acción de CANTV en la Bolsa de Caracas, y unos 14,84 dólares por los papeles de la telefónica negociados en la bolsa de Nueva York, equivalentes a siete acciones comunes. Chacón ha asegurado que la intención oficial es, una vez adquirido el control sobre CANTV, retirar la cotización de la bolsa de Nueva York y traerlos todos a la Bolsa de Caracas.

Socialismo de nuevo cuño

El ministro ha planteado que en un periodo de dos años Venezuela tendrá una red de fibra óptica en torno a 20.000 kilómetros, lo que la colocará en el primer lugar de América Latina sobre la extensión del país. El pasado 12 de febrero, el gobierno del presidente Hugo Chávez y la estadounidense Verizon Communications, accionista mayoritaria de CANTV, acordaron la compraventa del 28,51% de las acciones por 572,24 millones de dólares.

CANTV fue una empresa estatal hasta 1991, cuando se convirtió en el emblema de la política de privatizaciones emprendida por el Ejecutivo del socialdemócrata Carlos Andrés Pérez. A principios de 2007, el actual presidente, Hugo Chávez, que ha declarado abierta la transición hacia un modelo socialista de nuevo cuño, anunció que el Estado recompraría la firma. Como primer gesto en ese sentido, el Gobierno llegó a un acuerdo con la estadounidense Verizon.

Chacón ha asegurado que, en su nueva etapa como empresa pública, CANTV colocará en primer plano la rentabilidad social por encima de la rentabilidad económica, por lo que los venezolanos pueden esperar mejores tarifas y, sobre todo, una masificación del servicio en zonas apartadas del territorio nacional. "Vamos a una política agresiva de reducción de tarifas que genere competencia con los otros operadores. Sin embargo, no nos apartaremos del objetivo de que la empresa sea sustentable, pues la idea no es que el Estado tenga que hacer constantes aportes", dijo Chacón. "El peor error que podemos cometer los venezolanos es recargar la CANTV y llevarla a ser una empresa que necesite inyección todos los años del Estado; eso no lo queremos. Queremos dar un buen servicio a los venezolanos y mantener los niveles de eficiencia de la empresa", añadió.