Máximo

El Ibex rebasa la barrera del 14.500 gracias a los grandes bancos

Desde mediados de diciembre llevaba el Ibex 35 peleando con la cota de los 14.500 puntos, con numerosos asaltos fallidos a sus espaldas. Ayer, no obstante, aprovechó una sesión de fuertes alzas en toda Europa para, con la banca como motor principal, subir el 1,2% y marcar récord en 14.540,7 puntos.

Un máximo trabajado. Probablemente el más trabajado desde que, allá por septiembre, la Bolsa española superase los niveles de la burbuja tecnológica de 2000 cabalgando sobre el frenesí comprador en el sector eléctrico. Ayer, por el contrario, fue el bancario el que aceleró el índice hasta subir un 1,2%. Un alza que, en este volátil 2007, es la tercera más abultada del año. Pero suficiente para que el Ibex marque récord histórico en 14.540,7 puntos.

Con la subida de ayer, lograda con un fuerte volumen de negocio -6.600 millones-, el Ibex recupera el tono alcista en el arranque de año y abre hueco respecto a otros índices. Sube un 2,79% por un 1,64% del Euro Stoxx 50.

Un 2,33% subió el Santander y un 1,36% el BBVA, ambos valores ayudados por un informe de JPMorgan en el que elevaba los precios objetivos y las recomendaciones a sólo una semana que los dos gigantes del sector financiero presenten las cuentas del año pasado.

Si bien BBVA y Santander fueron los dos grandes impulsores del Ibex, el alza del mercado español estuvo en línea con las registradas en otros parqués europeos. Un 1,14% avanzó el Euro Stoxx 50, referencia de los inversores en el área euro. Las subidas alcanzaron el 1,4% en el caso del índice Footsie de Londres.

El impulso vino de Wall Street que, en plena temporada de publicación de cuentas anuales, hace bailar a su son a los mercados de medio mundo. De hecho, el Dow Jones marcó máximo histórico en los 12.621,69 puntos tras subir un 0,7% y el Standard & Poor's 500 se anotó un 0,85%, hasta 1.440,13, un nivel al que no cerraba desde septiembre de 2000. El Nasdaq (+1,43%) dejó de ser la cenicienta de los mercados estadounidenses, gracias a empresas como Yahoo! o Sun Microsystems, que presentaron unos positivos resultados en el cuarto trimestre. En cualquier caso, de los 172 puntos que subió el Ibex, Santander y BBVA aportaron la mitad. El índice no se fue más arriba porque Telefónica y Endesa -que presentó previsiones y que entra hoy en la fase de subastas a sobre cerrado entre Eon y Gas Natural- ganaron sólo el 0,5%. Gas Natural, precisamente, avanzó el 2,8%. Sin embargo, los líderes de la jornada fueron Acerinox, con un 4,17%, Acciona, con el 4,03%, y las distribuidoras de energía Enagás -con relevo en la presidencia incluido- y Red Eléctrica, con un 3,47% y un 2,91%, respectivamente. Repsol aportó su grano de arena al Ibex con un 1,98%

Fuera del Ibex, algunos valores, como Jazztel o Nicolás Correa registraron fuertes alzas y Zeltia pagó (-4,73%) tanto los excesos de semanas anteriores como el hecho de que Johnson & Johnson no planee pedir permiso para comercializar el Yondelis en EE UU este año.

Los fundamentos de BBVA

Pasado el efecto de una ampliación de capital que no ha terminado de ser bien entendida por el mercado, JPMorgan considera que los fundamentales vuelven a ser determinantes. La entidad espera que el mal comportamiento relativo del banco tras la ampliación -BBVA cayó el 4,72% el 27 de noviembre- se revierta con el paso del tiempo. 'La publicación de los resultados del 31 de enero puede ser un buen catalizador para este cambio de enfoque', explica JPMorgan. La entidad ha fijado el precio objetivo en 22,1 euros por acción, un potencial del 14,2%, y ha elevado la recomendación hasta sobreponderar. JPMorgan no espera, por otra parte, que BBVA protagonice una gran fusión europea, sino que se inclina por acuerdos con entidades de pequeño o mediano tamaño.

Vueling despega con una revalorización del 5,98%

La aerolínea apenas lleva en Bolsa algo más de mes y medio, pues se estrenó en el mercado el pasado 1 de diciembre. Desde entonces su carrera bursátil es casi imparable, de la mano de la caída del precio del petróleo, factor siempre relevante para las empresas de transporte aéreo. Ayer subió un 5,98% hasta rozar los 40 euros por acción, pues cerró en 39,85. Sin embargo, Santander Bolsa considera que la sociedad podría llegar hasta los 50, un 25% por encima de la cotización actual. De hecho esta recomendación fue el principal motivo de que Vueling se disparase ayer. La semana pasada llegaron recomendaciones favorables desde JPMorgan y Morgan Stanley.

Diversificación en Santander

El banco podrá mantener crecimientos de beneficios por encima de la media gracias a sus perspectivas de desarrollo del negocio y a una base de activos diversificada. Es la conclusión de JPMorgan, que ha elevado la recomendación a sobreponderar desde neutral. No ven los analistas una rápida escalada de los múltiplos del valor, sino más bien una paulatina mejora de los beneficios, una percepción ligada a las expectativas de que Santander siga suponiendo un riesgo por la vía de protagonizar más adquisiciones. 'El apetito comprador del banco es difícil que se difumine', comentan los expertos. JPMorgan señala, asimismo, que la entidad está bien soportada por su valoración. El precio objetivo es de 16,3 euros, lo que supone un recorrido del 12,5%.