MAB

El 83% de las Sicav cotizan ya en el mercado alternativo

Con las 49 Sicav que se incorporan hoy al mercado alternativo son ya 2.582 sociedades las que cotizan en este segmento. El 83% de las que están registradas en la CNMV. En sólo 15 días son 176 Sicav las que han tomado esta opción.

El Mercado Alternativo Bursátil (MAB) crece, y a un ritmo acelerado. Este nuevo segmento, que se creó en un principio para Sicav, comenzó a funcionar en mayo del año pasado. El principal atractivo que ofrecía, un ahorro de los costes del 50% con respecto a la Bolsa, no consiguió a atraer a las sociedades en un principio.

No ha sido así en los últimos dos meses. Hoy se incorporan 49 nuevas sociedades, que sumadas a las anteriores hacen un total de 2.582. Esto quiere decir, que el 83% de las Sicav que había registradas en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en el segundo trimestre de 2006 han optado por incorporarse al MAB. Se cumplen así los objetivos iniciales, que era llegar a unas 2.800 Sicav entre finales de 2006 y principios de 2007.

En lo que va de año son 176 sociedades las que se han sumado al mercado alternativo. El crecimiento ha sido vertiginoso desde principios de diciembre, ya que se ha pasado de 1.458 sociedades a las 2.582 actuales.

La expansión del MAB también ha ido por otra vertiente. La Bolsa anunció hace un mes que abría las puertas del mercado alternativo a los fondos ce capital riesgo. El modelo de contratación es igual que para las Sicav, el que sigue el fixing (sólo se cruzan órdenes dos veces al día). De igual modo, los cánones de admisión son un 50% más baratos que los que requiere la Bolsa oficial.

BBVA ha sido la primera entidad en comunicar que sacará un fondo de fondos de capital riesgo al MAB. La entidad financiera calcula que la cotización estará en marcha en el primer trimestre del presente ejercicio. El BBVA Capital Privado, como así se denomina el nuevo fondo, tiene como objetivo inicial captar volumen de clientes y potenciales inversores. El cliente inicial es el inversor institucional y la banca privada.

El Mercado Alternativo Bursátil nació en un primer momento con el objetivo puesto en las pymes. La pretensión era facilitar la incorporación de compañías pequeñas al mercado para obtener financiación, pero que fuera mucho más flexible en temas regulatorios que la propia Bolsa. Hoy por hoy sigue un siendo un objetivo. Jesús González Nieto, presidente del MAB, reconoció en su día que estaba siendo un trabajo difícil, pero no descartó que este mismo año puedan agregarse las primeras compañías.

Con las pymes, la Bolsa ha manifestado que el MAB ofrecería un 'buen menú' a los inversores, aunque no descarta ampliar la oferta en la medida en la que vayan apareciendo nuevos productos en el mercado.