Edwin Deseyn

'Los tipos pueden seguir bajos durante bastante tiempo'

Varios gestores de renta fija de la gestora belga independiente CapitalatWork visitaron Madrid la semana pasada, incluyendo el responsable de gestión de activos, Edwin Deseyn. Parece que los fondos de renta fija han quedado un poco en el olvido en los últimos tiempos ante el empuje de la renta variable y la gestión alternativa. Edwin comenta algunos de los puntos que considera no deben olvidare en la inversión en renta fija.

¿Cuál es su visión actual sobre la inversión en renta fija?

Yo hablaría de percepciones equivocadas en las mentes de los inversores en bonos. La explicación que justifica esta afirmación es que se han acostumbrado a tener retornos espectaculares durante los últimos 25 años. Ha habido una rentabilidad anualizada del 10% durante ese periodo, similar al de la renta variable por tanto. Ello ha creado una percepción o esperanza de que los retornos se situarán por encima del rendimiento del 3,5% que actualmente proporciona la deuda del Estado.

¿Qué opina sobre los tipos de interés?

Se dice habitualmente que los tipos de interés están en niveles muy bajos pero quizás es que desde finales de los 70 hasta mediados de los 90 los tipos eran muy altos. De hecho, en las primeras seis décadas del siglo pasado los tipos estuvieron en niveles bajos como los actuales y los inversores debieran considerar que los tipos bajos pueden estar aquí para quedarse durante bastante tiempo. El reto de hoy en día más que nunca es dónde encontrar valor en la renta fija por encima de la que se puede considerar tasa libre de riesgo del 3,5%.

¿Dónde piensa que se puede encontrar valor?

Nuestra opinión es que añadir valor tratando de anticipar tipos y jugando con la duración de las carteras es una tarea muy difícil de hacer y con pocas posibilidades de éxito. Preferimos mantener duraciones bastante constantes y encontrar valor en renta fija privada, bonos emergentes y bonos ligados a la inflación.

Su gestora es activa en bonos ligados a la inflación. ¿Cuáles son sus ventajas?

La principal es que incluso si la inflación es baja, por definición su tasa real de retorno superará a ésta. El mandato principal de los inversores en general o de cualquier cartera de inversión diversificada es no perder capital, conseguir combatir la inflación y si es posible superarla. Los bonos ligados a la inflación son el único producto que ofrece esto.