Plan Estratégico

Fenosa prevé invertir entre 7.500 y 9.700 millones hasta 2011

Unión Fenosa, la tercera eléctrica española, ha anunciado hoy que prevé invertir entre 7.500 y 9.700 millones de euros durante los próximos cinco años, según el nuevo Plan Estratégico 2007-2011 remitido hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La compañía, participada por la constructora ACS, espera duplicar su beneficio por acción hasta 4 euros en 2011 y alcanzar un resultado bruto de explotación (EBITDA) de 3.200 millones, lo que supone un incremento del 77,8% respecto al previsto para el cierre de este ejercicio (1.800 millones), es decir un 12% anual.

El nuevo Plan Estratégico, denominado Bigger (Businesses Investment Growth x 2 Efficiency Returns por sus siglas en inglés), apuesta por el crecimiento, tanto orgánico como por medio de adquisiciones.. Según la empresa, Unión Fenosa dispone de una capacidad de inversión de 9.000 millones de euros.

De la inversión prevista, la mitad se destinará a la Península Ibérica y la otra mitad al negocio internacional. Por negocios, el 35% se dedicará a la generación, el 25% a la distribución, el 21% a energías renovables y el 10% a la actividad gasista. La compañía apuesta por impulsar el negocio gasista, las energías renovables y la generación con combustibles fósiles basada en tecnologías limpias.

Además, prevé reforzar su negocio internacional y estrechar las alianzas con sus socios estratégicos. La tercera eléctrica española prevé invertir entre 2.700 y 3.300 millones en el negocio eléctrico en la Península Ibérica: entre 1.250 y 1.400 millones en distribución, entre 750 y 1.000 millones en el régimen ordinario y entre 700 y 900 millones en el régimen especial.

La eléctrica destinará entre 3.350 y 4.450 millones al área internacional: entre 1.750 y 2.350 millones a la generación convencional, entre 800 y 1.200 millones a las energías renovables y entre 800 y 900 millones a la actividad de distribución. El negocio gasista se llevara entre 700 y 1.100 millones, mientras que el resto de los capítulos implicará una inversión de entre 750 y 850 millones. La deuda pasará de 5.700 millones al cierre de 2006 a 9.700 millones en 2011, 4.000 millones más.