Exigencia

Los auditores españoles consideran insostenible su modelo regulatorio

Los profesionales de la auditoría llevan tiempo pidiendo un marco regulatorio que les permita desarrollar su labor conociendo de antemano las reglas del juego. Aseguran que aspectos tan delicados como el de la responsabilidad o el de las incompatibilidades e independencia, que se introdujeron por la Ley Financiera 'al calor de la respuesta de un escándalo contable', según Rafael Cámara, socio de Deloitte y presidente del Instituto de Censores Jurados de Cuentas (ICJCE), no han tenido un desarrollo reglamentario. Así, cada firma procura ceñirse a la interpretación más estricta de la ley para evitar sanciones.

La nueva regulación del sistema de responsabilidad es una de las cuestiones que se encuentran más cerca de ser resueltas. Así lo aseguró ayer el recientemente nombrado presidente del ICJCE en un encuentro con medios de comunicación. Cámara explicó que el organismo que preside ha presentado un documento a los grupos parlamentarios que contiene el borrador de un proyecto de ley para la reforma del sistema de responsabilidad.

Una ley para junio de 2007

'Ha tenido muy buena acogida porque el ambiente político que vivimos es el mejor para que se lleve a cabo la elaboración de esta ley', afirma Cámara que añade que hay consenso por parte de los grupos políticos acerca de la necesidad de que la responsabilidad de los auditores se ciña al daño causado. Una responsabilidad que en la actualidad es ilimitada.

El presidente de los censores de cuentas confía en que antes de que acabe el curso parlamentario, es decir, antes de junio del próximo año, la ley que limite la responsabilidad de los auditores sea una realidad. Además desveló que antes de que acabe el año presentarán un nuevo borrador normativo sobre independencia e incompatibilidades.