Accidente

Un muerto y más de un centenar de heridos en el choque de dos trenes en el metro de Roma

Una persona ha muerto y 110 han resultado heridas, cinco de ellas graves, al chocar esta mañana dos trenes del metro de Roma a la altura de la estación de Piazza Vittorio, en el centro de la capital italiana, según el último balance de los bomberos. Al parecer, el accidente se produjo cuando un convoy se empotró contra otro, que se encontraba detenido, debido a un fallo mecánico, han añadido las mismas fuentes.

Una persona ha muerto y 110 han resultado heridas, cinco de ellas graves, al chocar esta mañana dos trenes del metro de Roma a la altura de la estación de Piazza Vittorio, en el centro de la capital italiana, según el último balance de los bomberos. Al parecer, el accidente se produjo cuando un convoy se empotró contra otro, que se encontraba detenido, debido a un fallo mecánico, han añadido las mismas fuentes.

El fallecido es una mujer de 30 años. En un principio se habló de dos muertos, ya que se creyó que el maquinista de uno de los convoyes había perdido la vida, pero está herido.

El accidente se produjo en la línea A, una de las dos con que cuenta el metropolitano de Roma, a las 9.35 (la misma hora en España). Toda la línea A, la más larga de la ciudad que va desde la zona oeste hasta el sureste pasando por el centro, se encuentra cerrada al tráfico de viajeros.

Al lugar del accidente se desplazaron inmediatamente carabineros, policías, bomberos y los servicios sanitarios para socorrer a los heridos, trasladarlos a los hospitales cercanos y atender a los pasajeros que salieron del suburbano por su propio pie con crisis de ansiedad y en estado de shock. Algunas personas quedaron atrapadas entre el amasijo de hierros al que quedaron reducidos los convoyes siniestrados. Según el Prefecto (Gobernador Civil), Achille Serra, la "máquina organizativa" ha funcionado perfectamente.

Al parecer, uno de los convoyes no frenó cuando tenía que hacerlo y se empotró contra otro, parado en las vías, debido a un fallo mecánico, que pudo venir provocado por una explosión previa en una pequeña central eléctrica, según medios italianos.

Simone Saltarelli, uno de los viajeros heridos, ha contado que el accidente se pudo deber a que uno de los trenes partió de la estación anterior con el semáforo en rojo. Ese tren, que procedía de la estación de Furio Colombo, chocó contra otro detenido en la estación de Piazza Vittorio. El golpe, según Saltarelli, fue "brutal", inmediatamente la estación se llenó de humo y el impacto fue terrible. Algunos viajeros quedaron atrapados entre las chapas retorcidas de los vagones, mientras que la gran mayoría puedo escapar.

El alcalde de Roma, Walter Veltroni, ha expresado su pesar por lo ocurrido y ha manifestado que están a la espera de conocer más datos, ya que se trataba de vagones nuevos, con sistemas de seguridad perfeccionados "y no se entiende cómo un tren pudo meterse en el otro". Toda la zona de Piazza Vittorio, cercana a la estación de ferrocarriles de Términi y no lejana del Coliseo, ha sido acordonada por las fuerzas de seguridad. El tráfico en la zona ha sido desviado, lo que ha añadido más problemas de movilidad al ya caótico tráfico de la ciudad.