Propuesta

Suez y GDF proponen cesiones para atar su fusión

Las energéticas Suez y Gaz de France (GDF) remitieron ayer a Bruselas un plan de remedios con cinco medidas, que incluye desinversiones en distintas áreas, con el que pretenden sortear los riesgos detectados por la Comisión Europea a su propuesta de unión y garantizar, definitivamente, su integración. De momento, la Comisión ha decidido ampliar hasta el 17 de noviembre el plazo que se había dado para pronunciarse sobre la operación.

Como principal medida, Suez y GDF proponen desprenderse de parte de sus actividades y activos gasistas en Francia y Bélgica, para crear una nueva empresa que actuaría como un competidor adicional en el mercado. La sociedad contaría con contratos de suministro garantizados de 4.500 millones de metros cúbicos de gas.