Reestructuración

Ence paraliza su proyecto papelero en Uruguay y despide a 40 empleados

Los problemas externos con los que se está encontrando el nuevo proyecto de Ence en Uruguay han obligado a la compañía a paralizar el proyecto de una planta papelera en el país. Aunque en principio la compañía quiere seguir adelante con la operación, ya ha despedido a 40 trabajadores administrativos en Montevideo.

Ence podría estar replanteándose su estrategia en Uruguay, al menos por el momento. El conflicto entre el país sudamericano y su vecina Argentina está suponiendo una serie de conflictos que han provocado que Ence haya decidido paralizar el plan de construcción de una planta papelera en la localidad de Fray Bentos.

En la actualidad Ence mantiene distintas reuniones para conducir el proyecto, por lo que por el momento no quiere confirmar cuáles son los planes concretos de su nueva cúpula directiva. Ayer, la dirección de la compañía, encabezada por su consejero delegado Pedro Oyarzábal, se encontró en Montevideo con el ministro de industria uruguayo, Jorge Lepra, para avanzar en una posible fórmula que sirva para solucionar el conflicto entre Uruguay y Argentina.

En una reunión con los trabajadores, el consejero delegado afirmó que 'no hay seguridad' en que el proyecto se concrete como fue concebido, ni siquiera de que la planta sea construida, 'ojalá en unos meses o un año esto se retome', señaló' Lo que si se sabe, es que, ante la incertidumbre de su expansión en el país sudamericano, la compañía ha decidió prescindir de 40 de los 60 trabajadores administrativos con que cuenta en Montevideo, un departamento que según fuentes de la empresa estaba 'sobredimensionado'. Ante estas medidas, Diego Fau, delegado de los trabajadores en Montevideo, ha anunciado una demanda de los empleados contra la empresa , 'para que explique que va a pasar con los empleados'.

ENCE 3,23 1,96%

Uno de los problemas que ha llevado a Ence a no continuar con la construcción, por el momento tan sólo se han desarrollado obras de explanación, es la necesidad de que el Banco Mundial apruebe y financie parte del proyecto. Para esto, la Corporación Financiera Internacional, el brazo financiero del sector privado del Banco Mundial determinará el impacto medioambiental de las dos papeleras y condicionará la concesión de un crédito para la construcción de las plantas de Ence y Botnia en Fray Bentos.

Conflicto en Pontevedra

Parece que a Ence se le acumulan los problemas. La compañía está llevando a cabo un proceso de reestructuración de su actividad en Pontevedra, donde quiere centrarse en su principal actividad, la fabril. Por este motivo ha anunciado el cierre de su Centro de Investigación y Tecnología -cuya actividad se desarrollará en las fábricas- , el vivero Norfor y Eucalipto de Pontevedra, lo que obligatoriamente acarreará una sustancial pérdida de empleos.

Como respuesta, el comité intercentros ha mostrado su 'máximo rechazo a las acciones unilaterales' de la compañía. El colectivo ha anunciado que no tolerará esta situación, por lo que se reserva medidas reivindicativas y de presión si no se establece una 'negociación real' con los representantes de los trabajadores. Por su parte, Ence sostiene que dichas conversaciones se están manteniendo y recuerda que la actividad principal del grupo se mantendrá.

Los accionistas castigaron ayer a Ence en el parqué, donde cayó un 3,18% para situarse en 35,58 euros.

Botnia, parada por conflicto laboral

Botnia, la papelera finesa que es también objeto de disputa, ha detenido la construcción de su planta debido a un conflicto con los trabajadores, según señalan los medios de comunicación uruguayos. Los empleados iniciaron las protestas por la llegada de un primer contingente de trabajadores europeos. La empresa ha decidido parar las obras hasta que se restablezca la seguridad.