Recomendación

El FMI insta a China a enfriar su economía

El portavoz del Fondo Monetario Internacional consideró ayer positiva la reciente subida de tipos de interés del Gobierno chino, sin embargo declaró que las políticas macroeconómicas de Pekín aún no son lo suficientemente duras como para restringir el crecimiento del crédito y la inversión.

El Banco Popular de China subió el pasado 18 de agosto, por segunda vez en cuatro meses, las tasas de interés para detener un crecimiento basado en la inversión y en las exportaciones. En el primer trimestre de este año, el PIB Chino aumentó un 11,3% frente al mismo periodo del año anterior.

Según Hawley, 'un nuevo ajuste monetario quitaría liquidez del sistema bancario y protegería contra el rápido crecimiento'.