Mercados

S&P recibe la subida de tipos con la mayor alza desde octubre de 2003

El S&P gana el 2,16%, la mayor alza desde octubre de 2003La esperada subida de tipos de la Fed hasta el 5,25% vino acompañada de una clara advertencia: el ciclo de alzas no ha terminado. ¿La reacción de Wall Street? Acelerar las ganancias hasta concluir la sesión con alzas superiores al 1% en todos los grandes índices.

Los mercados dieron ayer una clara lección de heterodoxia. La Reserva Federal, al contrario de lo que mucha gente esperaba, mantuvo en su comunicado un mensaje que anticipa nuevos incrementos en el precio del dinero. En cuestión de minutos, el S&P 500 y el Nasdaq se apuntaron sendas alzas de casi el 1% y lograron conservar el sesgo alcista hasta el final. Al final, el cierre de Wall Street fue espectacular: revalorizaciones del 2,96% en el Nasdaq, el 2,16% en el S&P 500 y el 1,98% en el Dow. El alza del S&P es la mayor desde octubre de 2003, y la de los otros dos índices en más de un año.

Al mismo tiempo, el euro repuntó hasta superar los 1,26 dólares por unidad, cuando instantes antes empezaba a acercarse a la barrera de 1,24 dólares. Se supone que las monedas se revalorizan más en función de la tendencia de los tipos y esa tendencia apunta claramente a EE UU. Otro movimiento poco convencional: el precio de los bonos se disparó, bajando la rentabilidad del 10 años al 5,21%, por debajo del precio del dinero a corto plazo.

La Fed constató la vigencia de los riesgos inflacionarios y dejó la puerta abierta a más alzas, justo lo que no quieren los americanos, según una encuesta publicada por Bloomberg, que revela que el 65% de los ciudadanos quiere que la Fed interrumpa ya el ciclo de subidas de tipos.

El mercado prefirió fijarse en el dato del PIB del primer trimestre, que arrojó un crecimiento del 5,6%. Lógicamente, los datos de actividad aún no incluyen el potencial impacto en la economía de los máximos históricos del petróleo, que en el caso del West Texas, el crudo de referencia en EE UU, arrastra una subida de casi el 7% en una semana.

La euforia también cundió en Europa. Los mercados abrieron moderadamente alcistas y se dispararon en cuanto se conoció el dato del PIB americano. El Ibex ganó casi 200 puntos (un 1,77%) y cerró en 11.386,6 puntos, el nivel más alto desde mayo. La revalorización del Ibex no fue un hecho aislado: Estocolmo ganó un 2,76%; Fráncfort, un 2,29%; París, un 2,23%; Londres, un 1,99% y Milán, un 1,48%.

Sólo dos empresas del Ibex cerraron con pérdidas. Fue el caso de Metrovacesa (-1,32%) y Sogecable (-0,55%). En el resto de compañías destacaron las ganancias como las de Gas Natural (4,09%), Banco Popular (3,35%), Abertis (2,46%) o Santander (2,38%); en total, 17 empresas cerraron con un alza superior al 1,5%.

Un dato para la prudencia: el mercado continuo español sólo movió 3.000 millones, unas cifras muy inferiores al promedio.

La Reserva Federal mantiene con las mismas dudas al mercado

'El alcance y el momento de cualquier endurecimiento adicional (de los tipos) necesario para hacer frente a los riesgos dependerá de la evolución y de las perspectivas tanto de la inflación, como del crecimiento económico (...) ante cualquier evento, el Comité responderá haciendo los cambios en su política monetaria necesarios para alcanzar sus objetivos'. El mensaje de la Reserva Federal apenas varía de lo expresado en mayo, una mala noticia para el mercado, que espera que la Fed diera ya indicios de que se acerca el final del ciclo de alzas de tipos. La entidad certificó que la inflación 'sigue contenida', gracias al esfuerzo en productividad, pero que los riesgos permanecen.

Menor aumento de los beneficios de las empresas del S&P

Las compañías que cotizan en el índice S&P 500 han logrado un récord de 16 trimestres consecutivos (desde el segundo de 2002) registrando crecimientos de los beneficios de dos dígitos. Ahora, el comité de política de inversión de Standard & Poor's espera que el crecimiento medio de los beneficios en este trimestre que acaba sea del 9,11%. 'Aunque el aumento los beneficios ha disminuido en este trimestre, es importante resaltar que la caída no es generalizada' matiza S&P, que destaca los aumentos registrados en los sectores de electricidad (28,08%) y energía (26,13%). Para todo 2006, S&P prevé unos beneficios 775.000 millones de dólares, un 11,5% más que el año pasado.