Televisión

Televisa y el millonario Saban preparan ofertas por Univisión

Dos grupos de inversores se perfilaban ayer como los candidatos a la compra de la televisión hispana en EE UU, Univisión. Una la lidera el Grupo Televisa y otra, el millonario inversor Haim Saban. La cadena, con sede en Los Ángeles, fue puesta en venta el pasado febrero y ayer se acababa el plazo para presentar unas ofertas que podrían rondar los 14.500 millones, deuda incluida.

Aunque ningún portavoz quiso referirse a esta puja por la cadena hispana, en los últimos meses y semanas, el Grupo Televisa, ha formado un grupo para hacerse con el control de esta televisión a la que ya provee de contenido. Junto con Televisa, participarían en la oferta, el Grupo Cisneros de Venezuela, y sociedades de capital riesgo como Bain Capital, Blackstone, Cascade Investment, Carlyle y Kohlberg Kravis Roberts.

Entre Televisa y los Cisneros, este grupo controla el 19,5% de Univisión y las leyes estadounidenses prohíben que los extranjeros tengan más del 25% de un medio de comunicación del país. Al hacer la oferta con otros grupos, Televisa intenta es distribuir y diluir la propiedad y lidiar con estas reglas.

La otra oferta que se barajaba ayer antes de cerrarse el plazo para las presentaciones es la que podría presentar Providence Equity Partners, el inversor Haim Saban, Madison Dearborn, Thomas Lee Partners y Texas Pacific.

Los grandes grupos estadounidenses de televisión se han mantenido alejados de esta compra porque no hay una clara perspectiva del futuro de esta televisión. Y es que, si bien es cierto que de momento atrae a la mayoría de la población hispana en EE UU -42 millones de habitantes y posiblemente 12 millones más de inmigrantes indocumentados- los niños hispanos prefieren hablar inglés, el idioma del colegio.