Alemania

Deutsche Börse anuncia su propuesta de fusión con Euronext

'Una fusión entre socios'. Deutsche Börse hizo público el viernes un comunicado de propuesta de fusión con Euronext, en el que intenta ganarle la partida a la Bolsa de Nueva York (NYSE), que tiene de plazo hasta el próximo martes para hacer una oferta en firme por Euronext, según publicó el viernes el diario Financial Times. El espíritu de la propuesta es, en principio, el de una asociación entre iguales. Pero el detalle de la oferta revela que Fráncfort albergaría el cuartel general de la nueva empresa y que, tras un periodo de transición, sería el consejero delegado de la empresa alemana, Reto Francioni, el que ostentaría la presidencia del nuevo gigante bursátil.

'Los Consejos Ejecutivo y de Supervisión de Deutsche Börse consideran que la combinación con Euronex supone opción de consolidación más atractiva para los clientes, accionistas y empleados de los dos centros financieros implicados', explica la entidad alemana.

Deutsche Börse no quiso detallar la cuantía de su oferta y se centró en explicar los pilares de la operación: un nuevo grupo, con una nueva marca; un modelo de negocio que respete los requisitos regulatorios de los distintos mercados; una estructura corporativa federada y una 'verdadero espíritu de asociación' en la gestión.

El nuevo grupo tendría su domicilio social en Ámsterdam, pero el cuartel general será Fráncfort y será allí desde donde se tomen las principales decisiones ejecutivas. La sede alemana y Liffe (en Londres) se repartirán las operaciones de derivados, mientras que París gestionaría la operativa de Bolsa. La cámara de compensación y liquidación estaría en Luxemburgo y los servicios de información en Ámsterdam.

Por otra parte, Nasdaq anunció que ha elevado su participación en la Bolsa de Londres al 25,1%.

Ganancias en Bolsa para las dos firmas

El ruido sobre las propuestas de fusión ha dado un impulso a la cotización de las empresas implicadas. Deutsche Börse interrumpió la trayectoria negativa acumulada en las últimas sesiones y cerró con una revalorización del 2,83%. La compañía gana cerca de un 27,9% en el año.

Euronext prosiguió la escalada iniciada el jueves y subió un 5,37%. Los inversores prevén que la empresa se venda cara. La empresa paneuropea, que opera en Ámsterdam, Bruselas, Lisboa y París sube un 69,5% en el año.