Crisis energética boliviana

Evo y Chávez sellan una alianza para explotar yacimientos

Los presidentes de Bolivia y Venezuela, Evo Morales y Hugo Chávez, sellaron ayer una 'alianza estratégica' de sus respectivas petroleras estatales -la boliviana YPFB y la venezolana PDVSA- para desarrollar proyectos de explotación de nuevos yacimientos en Bolivia, así como la industrialización de las enormes reservas bolivianas de gas natural.

'Bolivia y Venezuela siempre hemos tenido estrategias comunes', declaró Chávez durante la madrugada del miércoles al jueves en La Paz, al término del encuentro que mantuvo en el Palacio de Gobierno con Evo Morales, y antes de que ambos viajen a Iguazú, en Argentina, para entrevistarse allí con el argentino, Néstor Kirchner, y el brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva.

La idea es que Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos y Petróleos de Venezuela ejecuten 'grandes proyectos de explotación e industrialización del gas', para exportar a los países vecinos, como Brasil o Argentina, electricidad, fertilizantes y otros productos con 'alto valor agregado'.

REPSOL 14,67 1,49%

En este punto, el presidente venezolano anunció que el próximo 18 de mayo volverá a viajar a Bolivia para acudir, en esa ocasión, a uno de sus campos petroleros para conformar 'un primer nivel' en la alianza estratégica entre la estatal PDVSA y las empresas responsables de los yacimientos bolivianos.

Nueva planta en el sureste

'La compañía estatal venezolana', aseguró el presidente, 'está dispuesta a invertir su experiencia y sus modestos recursos para certificar la presencia de la mayor cantidad de reservas posibles en Bolivia'.

Además, Chávez se ha comprometido a ayudar económicamente a Bolivia para instalar una planta de gas en el sureste del país. La estación se levantará en la población boliviana de Villamontes, en la región sureña de Tarija, donde se encuentran algunos de sus grandes yacimientos de gas natural.