Componentes para automóviles

Visteon logra obtener beneficios en el trimestre

El fabricante estadounidense de componentes para automóviles Visteon proporcionó ayer una agradable sorpresa a los inversores tras registrar un beneficio de tres millones de dólares (2,49 millones de euros) en el primer trimestre. Este exiguo beneficio contrasta con las pérdidas de 163 millones cosechadas hace un año.

El retorno a beneficios ha sido posible a pesar de que las ventas disminuyeron el 41% hasta 2.960 millones de dólares. Y es que tanto detrás de la vuelta a beneficios como de la caída de la facturación se esconde el mismo motivo: la transferencia a Ford de 23 plantas y oficinas y el despido de 18.000 trabajadores sindicados. Estas medidas posibilitaron que los gastos hayan caído el 33% en los primeros tres meses. Esta reestructuración ha costado a Visteon nueve millones de dólares este trimestre, de un total del 800 millones previstos para un plan a tres años que contempla el cierre de tres plantas este ejercicio.

Visteon no ha registrado un beneficio anual desde su segregación de Ford, lo que sucedió en 2000. La Bolsa mostró ayer su agrado por la noticia con un alza del 19,8% a media sesión.