Reestructuración empresarial

Volkswagen trasladará parte de la producción española del Polo a Europa del Este

El fabricante automovilístico alemán Volkswagen va a trasladar parte de la producción de su modelo Polo desde la planta de Navarra a Europa del Este, según han anunciado hoy fuentes de la compañía. æpermil;sta confirma así la información publicada por el diario alemán Handelsblatt en su edición de hoy, en la que aseguró que "la dirección de la marca Volkswagen, bajo el liderazgo de Wolfgang Bernhard, lleva a cabo su amenaza y traslada parte de la producción del Polo de España a Europa del Este".

"La dirección de Volkswagen acordó ayer crear capacidades adicionales en las fábricas fuera de España para la producción del turismo", asegura el citado rotativo, que añade que la planta eslovaca de Bratislava es una de las favoritas. La portavoz de Volkswagen rehusó dar más detalles de la decisión del mayor fabricante automovilístico de Europa.

La fábrica de Volkswagen en Landaben (Navarra) negocia desde hace más de 15 meses el nuevo convenio colectivo, sin que hasta ahora se haya llegado a un acuerdo. Casi la totalidad de la plantilla de 4.200 personas de Landaben secundó varias huelgas a finales de marzo y comienzos de abril, total o parcialmente, mediante las que los trabajadores trataban de mostrar su oposición a los planes de recortes de la casa matriz.

A comienzos de marzo, la dirección de la compañía decidió retirar su oferta para producir 10.000 nuevas unidades del Polo en la factoría pamplonesa "al no disponer nuestro centro de la estabilidad que hubiera supuesto la firma del convenio colectivo". En la actualidad, son las plantas navarra de Landaben y la eslovaca de Bratislava las encargadas de producir el modelo Polo de la marca.

"De este modo, Bernhard demuestra fuerza a los sindicatos en medio de las negociaciones de saneamiento para las fábricas de Volkswagen de Alemania occidental", según el diario alemán. En el artículo se añadía que "los empleados en Alemania también están amenazados por reducciones salariales y horarios de trabajo más largos debido a los planes de ahorro del consorcio".

Plan de reestructuración en toda Europa

El mayor fabricante automovilístico de Europa anunció el pasado septiembre su intención de recortar 14.000 empleos en sus plantas europeas -el 11,4% de sus empleados serán despedidos- para, de esta manera, mantener el proceso de reducción de costes y poder "asegurar el futuro de la compañía", según afirmaron fuentes de la empresa.

A pesar de que el año pasado la marca ganó un 60,7% más que en 2004, el plan de reestructuración sigue su curso. El recorte de plantilla se efectuará de aquí a finales de 2008 y se realizará principalmente a las instalaciones del grupo en Alemania. Sin embargo, en principio, y según afirmó en su momento el director de compras de la empresa alemana, Francisco Javier García Sanz, la fábrica que la compañía automovilística posee en Landaben (Navarra) no se vería afectada por el plan de regulación de empleo.

Sin embargo, y tras 15 meses de negociaciones infructuosas entre la dirección de la firma alemana y la parte sindical de la fábrica, el comité de empresa convocó diversas jornadas de huelga. El calendario de movilizaciones, debidas a la postura "intransigente" de la dirección en la negociación del convenio colectivo, según el comité, han llevado a la dirección de la empresa automovilística, que puso el pasado 7 de abril como fecha límite para la firma del convenio, a tomar esta decisión.

El beneficio neto de Volkswagen Navarra bajó en 2005 hasta 18,3 millones de euros, un 14% menos que el año anterior, en parte "como consecuencia de las caídas de la demanda de los vehículos utilitarios en los mercados francés, alemán, italiano y británico especialmente".