OPA hostil

Arcelor eleva el dividendo a sus accionistas y blinda Dofalco para protegerse de Mittal

El grupo siderúrgico europeo Arcelor ha adoptado una serie de medidas para defenderse de la OPA hostil formulada por el gigante anglo-indio Mittal Steel, entre ellas un aumento del dividendo, una retribución adicional de 5.000 millones de euros y el blindaje de la empresa canadiense Dofasco. Mittal Steel, por su parte, ha asegurado que las medidas anunciadas por Arcelor perjudican a sus propios accionistas y no cambian su determinación de seguir adelante con la OPA, mientras que el grupo europeo recalcó, por el contrario, que su único objetivo es proteger los intereses de los accionistas.

El Consejo de Administración de Arcelor, reunido ayer en

Luxemburgo, adoptó una serie de medidas para hacer frente a la OPA de Mittal, aunque su contenido no se ha dado a conocer hasta hoy. El grupo europeo propondrá a la Junta de Accionistas, que se celebrará el 28 de abril, el pago de un dividendo de 1,85 euros por acción, cifra que supera en un 54% la anunciada el pasado 16 de febrero de 1,20 euros por título. Según Arcelor, esta modificación refleja la confianza de la empresa en sus resultados y en su capacidad para llevar a cabo con éxito el "Plan de Creación de Valor" presentado el pasado 27 de febrero.

El importe de 1,85 euros responde al objetivo ya anunciado de distribuir el 30% del beneficio obtenido el año pasado entre los accionistas de la compañía. Además, Arcelor distribuirá entre los dueños de sus títulos 5.000 millones

de euros adicionales. Esta retribución adicional podría concretarse a través de una operación de recompra de acciones o mediante el pago de un dividendo extraordinario, que se efectuarían después de la Junta y antes de que transcurrieran doce meses del desistimiento o fracaso de la OPA de Mittal.

Arcelor blinda a Dofasco para evitar su venta

Por otro lado, el Consejo de Administración de Arcelor ha tomado medidas para impedir la venta de Dofasco, recientemente adquirida, al considerar que resultaría contraria al interés de la compañía. Arcelor transmitió ayer las acciones de Dofasco a una fundación holandesa denominada Strategic Steel Stitching, que ejercerá un

control independiente sobre la eventual venta de la compañía

canadiense. Una vez ejecutada esta transmisión, Arcelor conservará el control exclusivo de Dofasco, sus derechos económicos y su poder de decisión, excepto en lo referido a una eventual venta.

El presidente de Arcelor, Joseph Kinsch, explicó que la compra de la compañía canadiense "constituye un elemento clave de nuestra estrategia de creación de valor", por lo que se ha creado la fundación 3S para "proteger los intereses" del grupo y de sus accionistas. Según Gonzalo Urquijo, la venta de Dofasco, prevista por Mittal

Steel, conllevaría una importante pérdida de valor para los

accionistas de Arcelor porque su precio sería inferior al que pagó el grupo europeo. La operación supondría también una pérdida de sinergias comerciales entre las entidades de Arcelor en Europa, Brasil y Canadá.

Según Mittal Steel, estas medidas van en contra de los propios accionistas de Arcelor y suponen "un intento de quitarles el derecho a decidir sobre los méritos de la oferta" planteada por el grupo anglo-indio.

En cuanto al aumento del dividendo, el grupo anglo-indio señala que cualquier retribución distribuida por encima de 0,80 euros se considerará un "adelanto" de la parte del precio de la OPA que se pagará en efectivo, "que sería ajustada de manera correspondiente". Mittal Steel ofrece cuatro acciones propias y 35,25 euros en metálico por cada cinco títulos de Arcelor. En respuesta a estas declaraciones, Gonzalo Urquijo afirmó que las medidas adoptadas por Arcelor responden "exclusivamente" al

propósito de defender los intereses de los accionistas de la

compañía.