Transporte

Indra zanja su alianza con Raytheon

Indra inicia el camino en solitario en el mercado internacional de los productos de tráfico aéreo, tras zanjar su alianza con la estadounidense Raytheon y hacerse con la totalidad de Indra ATM, su filial en este negocio.

En concreto, la compañía tecnológica ha pagado 58,6 millones de dólares (48,7 millones de euros) por el 49,1% de Indra ATM que estaba en manos de Raytheon, lo que supone valorar la subsidiaria en más de 99 millones de euros.

Este pago es fruto del proceso de arbitraje iniciado el pasado mes de febrero, cuando la empresa que preside Javier Monzón decidió resolver la joint venture que mantenía con la estadounidense desde 1997, en coherencia con la 'estrategia de internacionalización de Indra en el mercado de transporte y tráfico aéreo'.

Ambas compañías continuarán operando de manera independiente en el área de sistemas de control de tráfico aéreo. En todo caso, dejan abierta la puerta a futuras colaboraciones 'en este ámbito de actividad o en otros negocios'.

Balance positivo

La compra de la totalidad de Indra ATM tendrá un impacto 'neutro o ligeramente positivo' en el resultado atribuible de la firma española en 2006.

La compañía espera que la filial cierre el actual ejercicio con una posición de caja de 42 millones netos, unos fondos propios de 38 millones y unos ingresos de 26 millones.

El año pasado, Indra ATM logró 1,9 millones de beneficio neto y aportó un 3,3% al consolidado del grupo.

El balance que hace la firma de sus ochos años de alianza con Raytheon es 'muy positivo', ya que la sociedad que hasta ahora compartían ha conseguido elevar sus ingresos en el periodo a una tasa anual conjunta del 30% y ha logrado hacer un hueco en el panorama internacional a las soluciones diseñadas por Indra relacionadas con las actividades de gestión del tráfico aéreo.

Entre los principales contratos logrados por Indra ATM destacan los 18 millones de euros conseguidos por la elaboración del sistema de vuelos para la autoridad de navegación aérea de Alemania (Deutsche Flugsicherung).

Otro de sus principales logros es el desarrollo de la nueva generación de sistemas de gestión de tráfico aéreo del centro de control paneuropeo de Maastricht, encargado por la Agencia Europea para la Seguridad de la Navegación Aérea (Eurocontrol).

Cuando se inició el proceso de arbitraje, los analistas ya avanzaron que la disolución de la alianza podría permitir a la empresa española aumentar el potencial de su filial, ya que Indra aportaba la capacidad tecnológica a la sociedad, mientras que el papel de Raytheon era comercial.