Rentabilidad

Axa mejora su beneficio un 31% y asegura que el Katrina apenas afectará a su balance

Axa, la segunda mayor aseguradora europea, encara con optimismo 2005, a pesar del huracán Katrina. Hasta junio, consiguió un resultado neto de 2.274 millones de euros, un 31% más que en el primer semestre de 2004.

Los mejores resultados los cosechó su división de gestión de activos, que mejoraron un 25%, hasta los 154 millones. Otras dos áreas tuvieron fuertes crecimientos: la de no vida, con un incremento del 21%, hasta el 695 millones, y la de vida y ahorro que elevó su beneficio operativo un 19%, hasta los 972 millones. Los resultados de seguros internacionales empeoraron un 25%.

'Alcanzaremos crecimientos de dos dígitos en 2005', aseguraba ayer Henri de Castries, consejero delegado de Axa. 'La mejora de la eficiencia, el crecimiento orgánico y las oportunidades de adquisición, harán que tengamos buenos resultados a pesar de los recientes desastres de EE UU'.

En julio, Axa explicó que el aumentó de las ventas en Bélgica, Francia y Europa del Sur se había incrementado un 4,7% hasta junio.

Axa se ha reflotado centrándose en la venta de planes de pensiones que desplazan el riesgo al titular de la póliza. La tendencia comenzó en 2004 cuando consiguió sus mejores resultados desde 2000 gracias a reducciones de costes y a lo planes de pensiones.

El mercado reaccionó positivamente a los resultados de la aseguradora, y sus títulos aumentaron un 2,31%.