Regulación

Movistar y Auna presionan para evitar la entrada de los operadores móviles virtuales

Peligro para las inversiones, poca repercusión en precios y amenaza para el desarrollo de la banda ancha celular. Los principales representantes de Telefónica Móviles y Auna, Antonio Viana-Baptista y Luis Alberto Salazar-Simpson, clamaron ayer desde Santander por una regulación muy cuidadosa de los operadores móviles virtuales.

La Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) ha hecho público ya su primer informe y su opinión es claramente favorable a la introducción en España de esta figura de proveedores de servicios celulares que usan la red de los operadores de móvil con licencia. Pero el periodo de alegaciones está abierto, y Telefónica Móviles y Auna han sacado la artillería para convencer al regulador. A su juicio, están en peligro inversiones millonarias, que son las que requerirá el desarrollo de la banda ancha en el móvil.

Hasta ahora, el sector ha invertido 15.000 millones y este año se desembolsarán 2.000 millones. Pero nadie invertirá si el modelo de regulación no asegura la recuperación de estas cantidades, alertaron.

Los presidentes de Telefónica Móviles y Auna aseguraron, además, que las rebajas de precios en el sector son fuertes. En los últimos doce meses, la primera ha bajado un 10,5% los precios, y en el pasado más reciente el recorte supera el 65%. Y la tendencia, prometieron los dos ejecutivos, va a continuar.