El análisis de la semana

Los planes mixtos superan con holgura la tasa de inflación

El ajuste que han experimentado los mercados en esta segunda mitad de agosto no ha causado grandes quebrantos a los planes de pensiones, en gran medida debido a que la toma de beneficios y los recortes de precios en las Bolsas han sido de intensidad moderada. Basta con constatar que los de renta variable mantienen un rendimiento medio acumulado en lo que va de año del 10,74% que, en términos anuales, ha sido del 20,30%, aunque en los datos no se recoge el retroceso de los mercados en las dos últimas jornadas de la semana, por lo que el rendimiento acumulado se habrá situado un punto por debajo del señalado.

Los fondos de tipo mixto, en especial los que invierten en Bolsa, siguen presentando rentabilidades notables, con una media del 7,28% en lo que va de año y algo más del 13% en los doce últimos meses, por lo que se convierten en el segundo grupo más rentable del momento. El grupo de planes de pensiones mixtos que cuenta con un mayor volumen de partícipes, y también de patrimonio, el de renta fija mixta, ha logrado mantener también una rentabilidad más que aceptable, en torno al 3,6% acumulada en lo que va de año y del 6,4% en los doce últimos meses, lo que significa que también este grupo ofrece a los partícipes un rendimiento sustancialmente superior a la tasa de inflación.

En cuanto a los garantizados, el buen momento por el que atraviesan los mercados de bonos, que nutren de activos a este tipo de planes de pensiones, ha logrado situar a estos planes, los más defensivos de todo el sector, en niveles de rentabilidad similares e incluso superiores a los mixtos de renta fija. Los garantizados presentan, en efecto, una ganancia acumulada en lo que va de año cercana al 4% y un rendimiento medio del 6,8% en los doce últimos meses. Estos planes atraviesan su mejor momento desde que fueron lanzados al mercado hace cuatro años y están superando con holgura las ganancias de los planes de renta fija convencional.