CincoSentidos

Despidos con ayuda para buscar nuevo empleo

Servicios que se unen a la indemnización

Además de la indemnización que corresponda por el despido, son ya muchas las empresas que intentan compensar a los empleados a los que ha rescindido su contrato con otras prestaciones y servicios. Uno de ellos es el outplacement, un término inglés, como tantos otros en el mundo de las relaciones laborales. 'Más que un servicio de recolocación, se trata de un proceso más complejo: de transición de carrera. Ayudamos a las personas que han sido despedidas a tomar decisiones para reorientar su futuro laboral', señala Ángel Secades, director de marketing de Right Management (consultora de recursos humanos).

Secades destaca que el servicio que prestan firmas como la suya forma parte 'del paquete de salida cuando una compañía opta por prescindir de una o varias personas, ya sea por centralización de servicios, fusiones, o por otros problemas laborales o personales. Por ello, nosotros no damos estas prestaciones a particulares. Es una parte de la respuesta que da el empleador'. Además, añade, 'se trata de un traje a la medida de quien tiene que emprender el proceso de búsqueda de un nuevo empleo'.

También Malena Romeralo, de The Human Careers Group, indica que consiste en 'un servicio que es específico para cada persona; nuestra consultora no funciona con criterios estándares. Y es que además es muy importante trabajar codo con codo con cada afectado'.

Fases

Así, después de la contratación del outplacement comienza una relación entre el desempleado y la consultora que cuenta con varias fases. 'Primero hay que establecer un sentimiento de confianza y de confidencialidad. Al tiempo se hace la evaluación de la persona, tanto de sus puntos fuertes como de los que puede mejorar', manifiesta Ángel Secades. A continuación, agrega, 'se analiza qué tipo de trabajo quiere y se fija una estrategia a corto, medio y largo plazo. Hay gente que aprovecha este proceso para pasar de su anterior trabajo en una empresa o entidad bancaria a hacerlo para una ONG o para dar el salto al autoempleo'.

Por su parte, Malena Romeralo destaca otro aspecto que se tiene muy presente en su compañía: el apoyo psicológico. 'Es muy importante ayudarles a superar el trauma que en casi todas las ocasiones conlleva la perdida de un trabajo; y para motivarles cara al futuro'. Y tanto The Human Careers Group como Right y otras firmas dedicadas al outplacement ofrecen a esas personas otro servicio que es muy útil en las circunstancias del desempleado: una oficina a la que acudir a diario, no sólo para las entrevistas con los consultores, sino igualmente para trabajar en un ordenador o para leer los periódicos. De esta forma, los expertos destacan que no se pierde la costumbre de seguir un horario laboral.

Y en paralelo, como destaca Ángel Secades, 'se les pone en contacto con heads hunters y con todos los sistemas posibles de oferta de empleo, ya que en realidad ese es el objetivo'. Después hay un seguimiento y se asesora cómo gestionar los 100 primeros días en el nuevo trabajo. Por su parte, Malena Romeralo manifiesta que en su empresa 'se desarrolla un programa de orientación para adquirir nuevas habilidades cara al futuro.'

En este sentido, Mercedes Sancho, que también ha pasado por Right después de perder su trabajo, señala que 'fue una experiencia positiva. El apoyo psicológico me permitió seguir en activo y no abandonarme'. Y manifiesta que tuvo la suerte de encontrar un consultor con quien se entendió muy bien y que le ayudó a reconocer que quería cambiar de actividad. Destaca otra ventaja: que la prestación del servicio es flexible. 'La empresa para la que trabajaba me ofreció y me pagó seis meses, pero yo no los tome de seguido, me cogí tiempo libre que no me contó'. Ahora, Mercedes Sancho, filóloga y de perfil generalista, trabaja precisamente en el área de recursos humanos.

María Jesús Arriaga, que estuvo diez meses en paro cuando toda su vida laboral había estado ocupada, manifiesta que el outplacement le dio un apoyo en momentos en lo que es preciso mantenerse fuerte. 'Te ayudan, tienes un sitio al que acudir y te impulsan a mover todas las aptitudes que tengas para cambiar la situación', añade.

Menos tiempo en paro

Plazos. Según los datos que aporte Ángel Secades, el 78% de las personas que realiza un programa de outplacement encuentra trabajo en los seis primeros meses. Y casi el 90% en un periodo entre 9 a 12 meses. 'Prácticamente todas las personas se recolocan, y las que no lo hacen se debe casi siempre a decisiones personales'. Es esta línea, Malena Romeralo indica que el tiempo para hallar trabajo se suele recortar a la mitad. 'Si sin ayuda se eleva a siete u ocho meses, con nuestro servicio se reduciría a tres o cuatro en esos mismos casos'.

Perfil. Los expertos admiten que el tiempo depende mucho del perfil del candidato. Es más difícil encontrar un puesto para un director general que para una técnico, manifiesta Ángel Secades, quien agrega que se requieren más meses, pero se acaba encontrado algo apropiado para un directivo. Antes esta prestación se centraba en personas de alto nivel, pero ahora se ha extendido a una gama más amplia de empleados.

Multinacionales. Este servicio se usa en todos los sectores empresariales, aunque es liderado por las multinacionales porque en otros países está mucho más extendido. La directiva de The Human Careers Group resalta que en Francia esa prestación es prácticamente una obligación.

Aprender a hacer entrevistas de trabajo

Una de las experiencias que más recuerdan las personas que, como María Jesús Arriaga, han pasado por el outplacement es el aprendizaje de las entrevistas de trabajo. 'Right me ayudó a hacer los currículum para enviar a las empresas, en el que incluía los diversos frentes en los que había trabajado a lo largo de mi vida laboral', resalta.

Pero, además, María Jesús Arriaga habla del asesoramiento que recibió para realizar mejor las entrevistas de trabajo. 'Nos rodaban, por lo cual después detectas lo que haces mal'.

Ella, que trabajo durante casi 20 años en Dresdner Bank y que estaba fuera de los circuitos de búsqueda de empleo, recomienda ir a todas las entrevistas laborales con entusiasmo, aunque en principio lo que ofrezcan no interese. Después de diez meses en paro, encontró un trabajo en el que se requería experiencia.