Elecciones

El primer ministro japonés convoca elecciones anticipadas en septiembre

El primer ministro japonés, Junichiro Koizumi, convocó ayer elecciones anticipadas de la cámara baja para el 11 de septiembre después de que el Parlamento rechazara unos proyectos destinados a privatizar el sistema postal.

La pretensión de Koizumi era acabar con el oficialismo que impera en el sistema de correos japonés y que está elevando el gasto público, aumentando así la deuda del estado. El gobierno del Partido Liberal Democrático (PLD), en el poder desde hace 50 años, se enfrenta a una crisis interna entre sus miembros. Muchos de ellos están en contra de las reformas de Koizumi, principalmente la privatización de los correos, una de las promesas electorales de Koizumi. De hecho, el primer ministro anunció que renunciaría a su cargo en caso de que el PLD y la coalición New Komeito no consiguieran la mayoría en las próximas elecciones.

La cámara baja aprobó el pasado 5 de julio el proyecto de reforma postal por 233 votos a favor y 228 en contra. Sin embargo ayer, el senado lo rechazó por 125 votos en contra, 22 de ellos del partido gobernante, y 108 a favor. Un edicto del emperador Akihito disolvió la cámara baja, a pesar de que el ministro de Agricultura nipón se negó a firmarlo por estar en contra de las reformas del primer ministro.