Mercados

El Ibex retrocede, pero los expertos confían en que retome la senda alcista

La Bolsa española se tomó un respiro ayer después de cerrar la víspera en el máximo desde 2000. El Ibex perdió un 0,74%, hasta los 10.074 puntos, arrastrado por los grandes valores. Los expertos consideran que el retroceso es un mero alto en el camino y continúan apostando por la Bolsa.

Los analistas confían en la fortaleza del mercado. 'No vemos motivos para un cambio de tendencia. Las correcciones puntuales nos parecen lógicas y saludables', comenta Cristina Urbano, de Gaesco Bolsa, para explicar el comportamiento del mercado ayer.

En los últimos 12 meses el Ibex ha subido un 32,9% de manera prácticamente ininterrumpida. Este fuerte avance, en un contexto marcado por los máximos del petróleo, lleva a preguntar si esta tendencia alcista tiene más continuidad.

Los expertos responden que sí y aportan argumentos. La mejora de los resultados empresariales, los buenos datos macroeconómicos y la enorme liquidez del mercado dificultan grandes retrocesos. 'Las Bolsas europeas están baratas. Pese a las subidas seguimos en las mismas valoraciones por los buenos resultados. El crecimiento está fuerte. No se ve que los ciclos hayan acabado y esto es otra manera de sustentar las valoraciones. Agosto debería ser un mes de mayor lateralidad pero el mercado nos desafía día a día', comenta Alberto Escribano, de Ahorro Corporación.

Los inversores se resisten a las vacaciones y ayer se movieron títulos por valor de 3.622,5 millones de euros, una cifra muy alta para el mes de agosto.

El fuerte repunte del mercado ha venido de la mano de los pequeños y medianos valores, en concreto constructoras, inmobiliarias y valores de corte más defensivo, algo que tampoco pasa desapercibido entre los expertos. 'Si los grandes valores suben y toman el relevo los índices seguirán hacia arriba', comenta Alfonso Treviño, de Atlas Capital. Ayer Santander (-1%), Telefónica (-0,7%), Repsol (-1,45%) y BBVA (-0,8%) fueron los principales responsables de las caídas.

El mercado, además, ha logrado sortear problemas de envergadura. Los atentados de Londres apenas tuvieron efecto, mientras que el fuerte repunte del crudo -el Brent cerró en 60,12 dólares ayer- tampoco ha impedido que los mercados coticen en zona de máximos. La pregunta es cuánto durará esto.

'Mi impresión es que se está viviendo la euforia de los resultados, y cuando desaparezca, tiene que venir una corrección. El entorno que deja el petróleo en máximos invita a tener más cautela', comenta Mercedes Camacho, de Safei.

En este sentido, los inversores encontraron en el repunte del crudo y la apertura bajista de Wall Street la excusa para hacer caja. El Dax perdió un 1%; el Cac, el 0,81% y el Footsie cedió el 0,32% en una sesión en la que las pérdidas afectaron a todos los sectores del índice Stoxx.

También en Estados Unidos dominaron los números rojos. El sector tecnológico estuvo a la cabeza de las pérdidas en una sesión en la que el dato de peticiones semanales de subsidio de desempleo, mejor de lo esperado, no evitó las tomas de beneficios. Cayó un 0,82% el Dow, un 1,15% el Nasdaq y un 0,74% en el S&P 500. Hoy se publica el esperado dato de empleo del mes de julio. Los analistas esperan la creación de 180.000 empleos.