Finanzas

El Santander planea más compras para reforzarse en Europa del Este

El Santander va a reforzar su presencia en Europa a través de su negocio de financiación al consumo. Con este objetivo, el banco está analizando nuevas oportunidades de compra en Europa del Este. Además, el Santander abrirá este año un total de 37 oficinas repartidas en los 11 países en los que está presente.

La entidad española ha vuelto a salir de compras. Cuando apenas ha pasado un año de la adquisición del británico Abbey National, el Santander está buscando otra vez oportunidades en Europa. En esta ocasión, el crecimiento se realizará a través de su filial de financiación al consumo, Santander Consumer, presente ya en 11 países y con un volumen de activos gestionado de 35.696 millones de euros.

Como ya señaló en la última presentación de resultados el vicepresidente y consejero delegado del banco, Alfredo Sáenz, la prioridad del Santander pasa ahora por invertir en banca al consumo en Europa, así como en potenciar la estructura tecnológica en países latinoamericanos como Brasil y México. Y para hacer efectivos estos planes, el banco ya ha comenzado a analizar algunas entidades candidatas en los países del Este, una zona en la que precisamente ha llevado a cabo algunas de sus recientes adquisiciones.

En mayo de 2004, por ejemplo, se hizo con la polaca Polskie Towarzystowo por 33 millones de euros. Dos meses más tarde, compró la noruega Elcon por 240 millones y, el pasado septiembre, la holandesa Abfin por 22 millones de euros.

Estos planes de expansión se compaginarán además con el crecimiento de su red de oficinas, que se incrementará cerca de un 15%. Según fuentes de la entidad, el Santander prevé abrir este año un total de 37 sucursales, para alcanzar las 293.

Italia, donde cuenta actualmente con 39 oficinas, inaugurará otras 14. Una apuesta que coincide con la retirada del BBVA de este país, al por el momento, al frustrarse sus aspiraciones de hacerse con la Banca Nazionale di Lavoro. En Alemania, el Santander abrirá 10 sucursales, en España (9), en Hungría (2), en los países nórdicos (1) y en Portugal (1).

El Santander acaba de llevar a cabo la reestructuración de su filial de financiación al consumo, con una división del negocio en dos áreas geográficas y la creación de seis divisiones y un comité de integración. Además, decidió recientemente modificar su marca y eliminó el término Finance.

Estos cambios también han supuesto la desaparición de tradicionales marcas como Hispamer y Patagon, integrada en la unidad de banca al consumo, y se enmarcan dentro de la estrategia de la entidad de homogeneizar las marcas de aquí a 2007. Para su filial online, el Santander ha rescatado la antigua marca Openbank, incorporando la característica seña de identidad del grupo de la llama y el color rojo.

La filial prevé duplicar el negocio en cuatro años

El objetivo que se ha marcado el Santander es duplicar en cuatro años el volumen de negocio que actualmente le aporta Santander Consumer. En el primer semestre, esta unidad de negocio gestionó un volumen en créditos de 25.952 millones de euros, lo que supone un aumento del 41,95% respecto al mismo periodo del año anterior. En depósitos de clientes, Santander Consumer acumula un total de 13.279 millones de euros. Hasta junio, este área aportó un beneficio al grupo de 237 millones de euros, un 45,85% más que en el primer semestre de 2004. La tasa de morosidad registró un ligero repunte, al pasar del 2,05% en junio de 2004 al 2,25% en junio de este año.