Divisas

El euro pierde el 6,6% desde marzo por temor a un 'no' francés en el referéndum

El euro ha perdido el 6,6% desde mediados de marzo a medida que avanzaba el no a la Constitución europea en los sondeos celebrados en Francia. Los expertos consideran que el mercado tiene prácticamente descontado el rechazo, aunque no descartan más caídas si se confirma el no.

El temor a un triunfo del no a la Constitución europea en el referéndum francés del próximo domingo ha azotado al euro. El miedo a la inestabilidad política se ha dejado sentir entre los inversores y la divisa ha pasado de cotizar en 1,346 dólares a mediados de marzo a caer hasta 1,257.

La mayoría de los analistas considera que el rechazo francés ya está descontado en el mercado. Así, el euro aprovechó para rebotar el viernes y gracias a un avance del 0,53% cerró la semana con una subida del 0,15%, un comportamiento que puso fin a cuatro semanas consecutivas de caídas.

Otros expertos, como Lehman Brothers, difieren algo del consenso. El banco considera que la cotización actual del euro refleja que hay un 80% de posibilidad de un resultado negativo, lo que deja margen a nuevas caídas.

La fecha elegida para el referéndum francés añade otro elemento de incertidumbre al mercado ya que el lunes es festivo en Londres y EE UU, una circunstancia que fomentará la volatilidad y reducirá el volumen de negocio.

'Domina un ambiente de esperar y ver. Muchos inversores pueden optar a esperar al miércoles para ver el resultado del referéndum de Holanda. La gente está cuidadosa por que el lunes es un día raro al ser festivo', comenta Gracia Bodelón, de ACM Markets.

En cualquier caso, la mayoría de los expertos espera caídas iniciales fuertes si se confirma el rechazo de Francia y aconsejan cautela por las fuertes caídas que ya ha experimentado la divisa. 'No descartamos una reacción negativa una vez que el no se convierta en un hecho...pero hay posibilidad de que el resultado no se interprete como un desastre', comentan desde ABN-Amro. Barclays Capital considera que el euro puede caer hasta 1,249, una zona que se ha convertido en un soporte técnico importante.

El mercado da más probabilidad a un resultado negativo y ajustado como reflejan los sondeos, por lo que cualquier sorpresa generará reacciones de mucha mayor envergadura en el mercado.

'Un no muy rotundo respaldado por el 70% y no por el 52% como reflejan las encuestas sería muy malo para el euro. Podría llevar la divisa a la zona de 1,22', explica Carlos de las Morenas, de BNP Paribas AM.

Una sorpresa positiva también generaría una fuerte reacción. Lehman calcula que el euro podría rebotar hasta 1,30. 'Un sí al no estar esperado probablemente provocará una reacción positiva sobre el euro mucho más pronunciada', comentan desde el banco.

Desequilibrios en EE UU

Los analistas recuerdan, no obstante, que los desequilibrios de EE UU, con un déficit creciente, juegan a favor del euro. Por ello no esperan una gran corrección, especialmente tras el carrerón reciente del billete verde.

El dólar también se ha beneficiado del diferencial de tipos de interés entre EE UU (3%) y la zona euro (2%), algo que le ha permitido recuperar el 7,2% este año y alejarse del mínimo de 1,366 que alcanzó a finales de 2004.