CincoSentidos

178 grabados de Miró se exponen en Porto Alegre

El Santander Cultural ha llevado a Porto Alegre, en el sur de Brasil, la exposición más importante de grabados de Joan Miró vista en el país. Bajo el título Sorprendente Miró, la muestra reúne 178 grabados y 28 pósteres concebidos sobre todo en las dos últimas décadas de vida del pintor catalán 'que explican su trayectoria, ya que el grabado fue una expresión muy importante en su vida y le dedicó mucha atención. En algún momento dejó de pintar, pero nunca dejó de grabar', afirma Fábio Magalhaes, comisario de la exposición.

La muestra está recibiendo 2.000 visitas diarias, el doble de la media de las exposiciones ya realizadas por el Santander Cultural en la ciudad. 'Es todo un éxito. Es sorprendente ver cómo todos los que acuden se emocionan con Miró, no importa la clase social ni la edad que tengan', explica Liliana Magalhaes, superintendente del Santander Cultural. La muestra se ha dedicado al aniversario de la ciudad, que cumple 235 años.

Las obras pertenecen a la colección Lelong de París, e incluye grabados en madera, piedra y metal. Los formatos llegan hasta 1,60 por 1,30 metros, tamaños poco comunes para los grabados. La galería Lelong dio continuidad a Maegh, que creó talleres que revolucionaron las artes gráficas en los años 40 y con la que el pintor catalán colaboró estrechamente.

Entre las obras expuestas destacan los grabados realizados para ilustrar libros, que muestran 'el acercamiento de Miró a los poetas', subraya Fábio Magalhaes, que para contextualizar las obras se basó en dos escritores brasileños: Joao Cabral de Melo Neto y Mario Pedrosa.

El primero fue cónsul brasileño en Barcelona durante la dictadura franquista e íntimo de Miró. El segundo conoció al pintor en 1928 y es autor del ensayo Miró entre Poetas.