Izar

Martínez Robles adelanta que la privatización de los astilleros civiles empezará en abril

El presidente de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), Enrique Martínez Robles, ha adelantado hoy que el proceso de venta de los astilleros civiles de Izar se iniciará a principios del próximo mes de abril, una vez que la compañía entre en disolución. Espera además que el expediente de regulación de empleo se cierre en una semana y que la nueva empresa naval militar sea rentable en dos o tres años.

Martínez Robles, que compareció en la comisión de Economía y Hacienda del Congreso de los Diputados, ha explicado que la venta de las factorías de Sevilla, Gijón, Sestao y Manises se llevará a cabo respetando los principios de "transparencia y concurrencia", de forma pública y en condiciones de mercado, y en línea con las indicaciones de la Comisión Europea, que controlará todo el proceso.

Aunque afirma que todavía "es pronto" para hablar de ofertas concretas, Robles reconoce que ya hay industriales interesados en el proceso que se han puesto en contacto con la SEPI. "Hay algunas ofertas sin concretar y sin madurar, y todavía es prematuro para comentarlo", ha dicho.

Martínez Robles ha aclarado que la liquidación de Izar se acometerá en la junta general de la empresa que se celebrará a "finales de marzo". Según él, el primer paso de este proceso tuvo lugar el pasado 3 de febrero, cuando el consejo de administración de Izar "tomó conocimiento de su situación patrimonial".

La empresa pública acumuló unas pérdidas de 800 millones de euros desde su creación en el año 2000 hasta el 31 de marzo de 2004. A ello tiene hay que añadir la provisión de fondos realizada para poder devolver las ayudas consideradas ilegales por Bruselas, que ascienden a 1.250 millones de euros, incluidos los intereses de demora.