_
_
_
_
Hipotecas

Cuando la casa sufre un desastre

Para que exista una hipoteca, condición sine quanum es que haya un bien, normalmente inmueble, que actúe como garantía del préstamo. Mientras el crédito existe el hipotecado tiene contraída una deuda con la entidad en cuestión. Pero, ¿qué ocurre cuando desaparece el bien que actúa como garantía del préstamo?

En las últimas semanas, esta situación, por lejana que parezca, se ha repetido en el barrio del Carmel de Barcelona -donde un socavón del metro provocó el hundimiento de varias viviendas- y en Murcia, donde un terremoto causó graves desperfectos en varios inmuebles.

Cuando el desastre es natural, producido por determinados fenómenos de la naturaleza o por acontecimientos derivados de hechos de incidencia política o social o movimientos de tierra, es el Consorcio de Compensación de Seguros el que se hace cargo de las indemnizaciones por las viviendas y los bienes destruidos. 'Con la nueva legislación, el consorcio indemniza el valor total de los daños. Se ha suprimido la franquicia del 10% que existía antes', señala Alejandro Izuzquiza, director de operaciones de este organismo dependiente del Ministerio de Economía y Hacienda.

Si sobre la vivienda todavía existe una hipoteca, el consorcio indemniza igualmente, pero exige la autorización previa del acreedor hipotecario. En ambos casos, eso así, se exige que la vivienda cuente con un seguro de hogar. Y es que ante situaciones de esta índole, esta cláusula, recogida en todos los seguros, se activa automáticamente. En el caso del terremoto, en el consorcio prevén que tendrán que hacer frente a unas 3.000 reclamaciones, de las cuales 800 ya han sido tramitadas.

Cuando la imposibilidad de habitar la vivienda no está motivada por un desastre natural, las responsabilidades se difuminan. Según las entidades, y en el caso concreto de Barcelona, es el organismo responsable de las obras que provocan la catástrofe (empresa adjudicataria, ayuntamiento o diputación, según corresponda la responsabilidad última) el que debe asumir las indemnizaciones de los afectados.

Hay que tener en cuenta, además, que, salvo excepciones, ningún seguro contempla coberturas ante este tipo de situaciones. ¿Qué ocurre cuando sobre la vivienda todavía pesan las deudas de una hipoteca? El préstamo, a diferencia de lo que pueda ocurrir con la casa, no desaparece, y mientras se dirimen las responsabilidades, el cliente debe cumplir puntualmente con los pagos.

Las entidades, sin embargo, mantienen que ante estas situaciones se negocia caso por caso en busca de soluciones. Caixa Catalunya, por ejemplo, afirma que entre las facilidades que contemplan están los periodos de carencia de hasta 12 meses de casi todos sus préstamos. 'Si la hipoteca, por contra, no contemplara esta condición, se equipararía esta garantía para que todos contaran con esta ventaja en el caso del barrio del Carmel', señalan desde esta entidad.

En La Caixa, por su parte, reconocen que entre las medidas enfocadas a ayudar a los afectados en Barcelona está el aumento del límite de crédito, la demora del pago de los préstamos hipotecarios y la posibilidad de centralizar la correspondencia en la oficina más cercana de aquellos inquilinos que se hayan quedado sin hogar.

Ofertas financieras Ibercaja presenta un nuevo fondo Envío de remesas con Cajamar Deutsche Bank lanza un garantizado

Ibercaja Gestión ha lanzado un nuevo fondo de inversión, denominado Ibercaja Patrimonio Dinámico FI, cuyo objetivo es obtener una rentabilidad anual absoluta, de euribor a un mes más 0,20 puntos. La pérdida anual máxima no puede sobrepasar el 3%. El saldo mínimo para contratarlo es de 300 euros, con unas comisiones anuales de gestión y de depositaría del 1,4% y del 0,10%, respectivamente. No hay comisiones por suscripción o reembolso. Si el partícipe lo desea puede contratar un seguro de vida que garantice un capital determinado.Cajamar ha puesto en marcha un servicio con el que pretende facilitar el envío de dinero que los inmigrantes mandan a sus países de origen. Se trata de una tarjeta internacional prepago que, por un euro y sin comisiones de cambio, permite a sus usuarios disponer de dinero en otros países las 24 horas del día y los 365 días del año. Además, los envíos que se realicen dentro de España pueden hacerse como si de una transferencia se tratara. La emisión de la tarjeta tiene una comisión anual de mantenimiento de cinco euros a partir del segundo año.DWS Investments ha lanzado el fondo DWS Euroíndice Garantizado FI, que asegura al vencimiento el capital inicial más un 50% de la revalorización punto por punto (sin medias) del Euro Stoxx 50. Si la revalorización superase o alcanzase el 30% en cualquier momento, el partícipe recibiría un cupón fijo del 8% a vencimiento de la garantía.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_