Previsión

Vivendi mejora las previsiones tras anunciar cifras sólidas a septiembre

Vivendi Universal empieza a dar buenas noticias a sus accionistas. El grupo, que protagonizó hace dos años uno de los mayores escándalos contables de Europa, elevó las previsiones de resultados después de hacer públicas unas cuentas mejores de lo previsto.

Vivendi Universal elevó sus estimaciones de beneficio ajustado para el ejercicio hasta 1.200 millones de euros, desde los 1.000 millones que había previsto con anterioridad. Estas cifras no tienen en cuenta el efecto de las fluctuaciones de tipo de cambio, que ha penalizado el resultado neto hasta septiembre, ni las adquisiciones o desinversiones.

El grupo francés ofreció esta previsión tras dejar constancia de que la buena marcha de las telecomunicaciones y los ajustes fiscales dieron un impulso a los resultados en nueve meses. La compañía incrementó el beneficio operativo un 26%, hasta 2.684 millones de euros, y los ingresos mejoraron un 5%, a 16.094 millones (en términos comparativos, sin tener en cuenta desinversiones). Con este efecto, la facturación se redujo un 11% y el beneficio operativo aumentó un 4,3%.

El resultado neto hasta septiembre se vio perjudicado por los ajustes por tipo de cambio derivados de la operación de la que surgió NBC-Universal. Las pérdidas ascendieron a 1.082 millones, frente a los números rojos de 501 millones del mismo periodo del año anterior.

En el último trimestre se acentuó la tendencia positiva de los resultados. El beneficio neto aumentó hasta 776 millones de euros, casi seis veces más que los 131 millones 2003, gracias a la nueva normativa fiscal. Los ingresos mejoraron un 6%, a 4.703 millones, y el beneficio operativo se situó en 866 millones, lo que representa una mejora del 19%.

Por actividades, telecos, videojuegos y Canal Plus alcanzaron o superaron las expectativas, mientras que la división musical quedó por debajo de las previsiones. Las participadas SFR y Maroc Telecom mejoraron un 12% sus resultados operativos en nueve meses.

Por su parte, Universal Music obtuvo un beneficio de 29 millones, siete veces la cifra de un año antes, debajo de las previsión que manejaba el mercado de 58 millones. Esta unidad se está recuperando del plan de ajuste que ha supuesto el despido de 1.500 trabajadores en dos años.

La cifra de deuda fue mejor de lo previsto, ya que Vivendi contaba a finales de septiembre con 5.500 millones, frente a los 12.800 de 2003. El mes pasado, Moody's elevó la calificación de deuda, la última agencia que retiraba la consideración de empresa de elevado riesgo en cuanto a su solvencia financiera.