Fusión Air France-KLM

El ex presidente del BCE Wim Duisenberg, nombrado administrador de Air France

El ex presidente del Banco Central Europeo Wim Duisenberg ha sido nombrado hoy nuevo administrador de la compañía aérea Air France, al igual que otros tres holandeses, en el marco de la renovación de la dirección tras la absorción de la aerolínea holandesa KLM.

Los otros administradores holandeses elegidos en la asamblea general ordinaria anual de Air France son el presidente del directorio de KLM, Léo van Wijk; el presidente del consejo de vigilancia, Floris Maljers, y el vicepresidente del consejo de vigilancia, Cornelis van Lede.

Duisenberg fue designado como representante del Estado holandés en virtud de los acuerdos de la oferta amistosa de Air France sobre KLM, que estipulan la necesidad de renovar los miembros de la dirección de la aerolínea.

La asamblea general renovó, por otra parte, los mandatos de cinco administradores de la compañía: el del presidente, Jean-Cyril Spinetta; el del máximo responsable de Sanofi, Jean-Francois Dehecq; el del administrador delegado de Dexia, Pierre Richard; el del presidente de Accor, Jean-Marc Espalioux, y del del director general de Artemis, Patrice Barbizet.

El próximo 15 de septiembre se celebrará una asamblea general extraordinaria que debe sellar definitivamente el nacimiento del nuevo conjunto resultante de la fusión entre Air France y KLM y crear el nuevo consorcio. Por otro lado, Spinetta ha anunciado hoy que presentará una demanda contra Aeropuertos de París (ADP) para reclamar una indemnización de compensación por las pérdidas de explotación a causa del hundimiento, el pasado 23 de mayo, de una parte de una terminal del aeropuerto Roissy Charles de Gaulle de París.

"Introduciremos contra ADP, como otros operadores económicos de la plataforma, demandas de indemnización por las pérdidas que vamos a sufrir, que ya hemos sufrido y que sufriremos", explicó el presidente, que precisó que Air France no dispone de seguros para este tipo de acontecimientos. El director general de la compañía, Pierre-Henri Gourgeon, ha puntualizado que no se trata de "cifras muy elevadas" y dado a entender que las pérdidas serían de varios millones de euros.