Automoción

Renault destaca la competitividad de sus fábricas españolas

Renault España no teme que la deslocalización a países con menos costes afecte a sus fábricas en España. El motivo, la flexibilidad laboral pactada con sus más de 12.000 empleados las hace competitivas y evitará cualquier riesgo en ese sentido en los próximos años.

Así lo aseguró ayer el presidente de Renault España, Juan Antonio Fernández de Sevilla, tras la junta general de accionistas celebrada en sus instalaciones de Valladolid. 'El momento dulce' que vive esta multinacional francesa 'no significa que nos hayan regalado nada ni que hayamos tenido suerte', defendió no obstante el presidente. 'El fantasma o el peligro de las deslocalizaciones seguirá existiendo, es real, pero nuestro blindaje es nuestra competitividad', aseveró Fernández de Sevilla.

Renault España espera cerrar 2004 con unos beneficios similares a los del pasado año, lo que supondría alcanzar unas ganancias superiores a 120 millones de euros. En 2002, el resultado fue de 9,9 millones. Fernández de Sevilla remarcó que la empresa registrará un récord de fabricación en la factoría de Palencia que podría llegar a los 300.000 vehículos.