_
_
_
_
G-8

Bush ofrece a París y Berlín contratos en Irak

El presidente de EE UU, George Bush, anfitrión desde hoy y hasta el día 10 de la cumbre anual del G-8 en Sea Island (Georgia), va a intentar conseguir el mayor apoyo internacional posible para resolver la inestabilidad que se vive en Irak. Para ello, y en el marco de una cumbre en la que la economía ha quedado en segundo plano y estará dominada por la seguridad internacional, se espera que Bush tienda la mano a los países que se opusieron a la guerra contra Irak, especialmente a Francia, Alemania y Rusia, ofreciéndoles participar en los contratos de reconstrucción del país, informa Bloomberg.

El presidente, excluyó a estos países de las licitaciones, presupuestadas en 18.400 millones de dólares, argumentando que los contribuyentes estadounidenses no entenderían que se premiara a quienes no arriesgan sus vidas en Irak.

Las dificultades de la posguerra, han forzado a Bush a buscar más apoyo internacional. Sin embargo, los problemas de seguridad y la gran interrogante que plantea el traspaso de poderes a un nuevo gobierno en Irak, pendiente de una resolución de la ONU, que se puede aprobar hoy mismo, disuaden a muchas grandes compañías de aceptar el riesgo de trabajar en el país. Desde Siemens ya se aseguraba la semana pasada que no hay interés en ser contratista en Irak por este motivo.

A pesar de todo, no está previsto que Francia o Alemania se comprometan a apoyar a EE UU con el envío de tropas o dinero a Irak aunque se planteará otro tipo de colaboración y la reducción de la deuda externa, valorada en 120.000 millones de dólares. Bush quiere que la condonación afecte al 80% de ésta pero París y Moscú, los mayores acreedores, barajan un porcentaje mucho menor. Está previsto que de esta cumbre, salga un comunicado en el que se pida a todos los países que ayuden en la posguerra de Irak.

El aspecto menos contencioso es el económico. En las últimas reuniones internacionales se ha confirmado la fortaleza de la economía mundial que se espera que crezca a un ritmo del 4,25% en 2003 y 2004, la mayor mejora en 15 años. No obstante, el G-8 hará una valoración de los riesgos, entre ellos el alto precio del petróleo, la estabilización económica de China y la futura subida de los tipos de interés.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Más información

Archivado En

_
_