Cinco sentidos

Rosa Regás reflexiona sobre el paso del tiempo

Tras haber ganado el Premio Planeta en 2001 con La canción de Dorotea, Rosa Regás se aleja de la ficción para reflexionar sobre el paso del tiempo en su nuevo libro, Diario de una abuela de verano, una historia de lo cotidiano y de ese 'aprendizaje de la decepción' que es la vida.

Este diario, que publica Planeta y la escritora presentó ayer en la Casa de América de Madrid, es 'el mejor regalo' que ella puede hacer a sus nietos, con los que se reúne cada verano en la casa de campo que Regás tiene en el Ampurdán, una pequeña masía de 1748. Se habla de los niños y se reflexiona sobre la muerte, porque viendo crecer a los pequeños, dice Regás, 'entiendo que cada vez me quedan menos veranos con ellos'. A sus nietos les ha intentado explicar, por ejemplo, que 'los que nos han llevado a esa guerra están mal de la cabeza'.