Resultados

Las compras llevan GE a ganar un 8% más en el trimestre

El conglomerado industrial, financiero y de medios de comunicación General Electric (GE) comunicó ayer que los beneficios en su primer trimestre fiscal superaron en un 8% los del mismo periodo de 2003. Este repunte, en línea con las previsiones de los analistas, se ha producido, en buena medida, gracias a sus adquisiciones.

Los analistas recibieron con alegría el comportamiento de este trimestre, al que calificaron como el primero bueno desde primavera de 2000. La Bolsa reaccionó con más timidez y las acciones apenas se movieron. El beneficio alcanzó los 3.200 millones de dólares (2.600 millones de euros), 32 centavos por título. La mejora de la coyuntura económica posibilitó, además, que casi todas las unidades de negocio de la compañía registraran mejoras en la rentabilidad.

El beneficio creció al menos un 10% en nueve de sus 11 negocios principales. La excepción la pusieron las divisiones de energía y seguros. Las ventas totales de la empresa fueron de 33.400 millones de dólares (27.833 millones de euros), un 10% más.

Sin embargo, a pesar de que el incremento del perímetro de consolidación le ha proporcionado a la empresa un avance en la cuenta de resultados, el presidente Jefrrey Immelt recalcó que la integración de estas nuevas compras frenará las ganancias este ejercicio. GE ha gastado cerca de 30.500 millones de dólares en el último año.

De hecho, el propio Immelt anunció ayer que ha cerrado la compra del 100% del fabricante de equipos médicos Amersham por 10.300 millones de dólares, lo que la convierte en la mayor adquisición de la historia de la compañía. General Electric integrará Amersham con GE Medical System para formar GE Healthcare, que estará valorada en 11.500 millones de euros.