Estrategia

Irala marca un plan que centra a la BBK en el negocio bancario

Nuevo presidente, nuevo tiempo y con un reto ambicioso de salida. Ni un reproche a la gestión realizada hasta ahora, pero Xavier de Irala, responsable de la BBK desde hace escasamente seis meses, ha puesto en marcha una larga lista de deberes para que la entidad financiera vizcaína gane en eficiencia, aumente su cuota de mercado y oriente su desarrollo en el 'crecimiento rentable del negocio básico de clientes'.

Las cuentas están realizadas, según desveló Irala en una reunión con los medios de comunicación previa a la asamblea general que se celebró el pasado sábado. En el plan de desarrollo hasta 2007 se fija que cada año el volumen de negocio deberá aumentar un 13%, hasta totalizar 39.138 millones de euros al final del periodo 2004-2007.

Su beneficio bruto tendrá que crecer un 9% anual, con un resultado de 355 millones dentro de cuatro años. En esta cuenta el negocio recurrente deberá aportar el 60%, mientras que la gestión de la cartera industrial el 40% restante, lo que supone un cambio en la tendencia actual.

La aportación a la obra social también registrará un incremento del 9% cada año. Además su ratio de eficiencia se reducirá un punto para situarlo en el 47,4.

Irala tiene claro el escenario. Los cambios regulatorios que determinan necesidades de recursos propios, el estrechamiento de los márgenes, bajos tipos de interés, la volatilidad de los mercados financieros y una clientela cada vez más informada y exigente requieren una nueva estrategia.

Apertura de 100 nuevas sucursales

La competencia crece y entra en tu mercado. Así que es la hora de espabilarse. Primero, para no perder cuota de mercado en tu terreno natural y, segundo, para ganarla en el suyo. Una larga lista de cajas, alguna de ellas crecidas en tamaño como consecuencia de la política de fusiones, han desembarco en Vizcaya y los bancos pretenden conseguir cuota en el mercado minorista. Para no ceder posiciones hay que mimar al cliente y para aumentarlas hay que salir fuera. La BBK se ha planteado abrir 100 sucursales en el periodo 2004-2007, todas ellas fuera de Vizcaya. Los mercados para poner en marcha esta estrategia defensiva-ofensiva que mejore su balance ya están definidos, aunque le suponga una inversión total de 23,5 millones de euros y le aumente su ratio de eficiencia entre dos y tres puntos en los primeros ejercicios . La entidad de ahorro vizcaína centrará su expansión en Madrid, Málaga, Alicante y Valencia, fundamentalmente. La asamblea de la BBK, en una sesión extraordinaria, aprobó la renovación de todo su consejo, 17 miembros, y de la mayoría de la comisión de control.