Fraude

Tonna asegura que Parmalat pagaba dos millones de euros al año a políticos, según 'L'Espresso'

El ex director financiero del gigante alimentario italiano, Fausto Tonna, ha apoyado las declaraciones de Tanzi en las que aseguraba que al menos treinta políticos habrían recibido dinero de Parmalat durante los últimos veinte años. Pero ha añadido una cifra: dos millones de euros anuales. Mientras, el Parlamento Europeo ha pedido a todas las instituciones financieras implicadas en el escándalo que reembolsen a los inversores por las pérdidas sufridas.

Las declaraciones de Calisto Tanzi, ex presidente de Parmalat, en las que implicaba a una treintena de políticos en el caso de bancarrota fraudulenta de la agroalimentaria han encontrado apoyo. Ahora, el ex director financiero del grupo, Fausto Tonna, ha aportado nuevos datos a los magistrados que investigan el caso. Ha asegurado que Tanzi destinaba "unos dos millones de euros al año a los políticos", según un extracto de los interrogatorios que publicará mañana el semanario italiano 'L'Espresso' .

Según la revista, Tonna ha especificado que en la sociedad había una cuenta destinada a sellos de la que el propietario de Parmalat le ordenaba sacar unos dos millones de euros al año "que probablemente iban destinados a los políticos". Aunque el ex director financiero ha mantenido que él no se ocupaba de estos pagos, sí ha puntualizado que había "extrañas facturas de financiación inútil" de reuniones políticas como el 'Mitin de la Amistad', que organiza cada año el movimiento político católico Comunión y Liberación.

Tonna ha mencionado también las "presiones" recibidas por los bancos italianos y extranjeros, el famoso "tesoro" de la familia Tanzi, el dinero que habría sido transferido a cuentas personales, y las relaciones con partidos políticos.

Hace dos semanas, Calisto Tanzi reveló durante un interrogatorio una lista de 30 políticos, vivos y muertos, en activo y retirados, que recibieron dinero de Parmalat durante los últimos veinte años. Las revelaciones del fundador de Parmalat, según las filtraciones conocidas, señalan a este entramado de banqueros y políticos como una especie de barrera de protección para garantizar al grupo fondos públicos y ciertos tratamientos de favor.

De momento sólo se conocen dos nombres, el del ex primer ministro italiano y ex secretario de la desaparecida Democracia Cristiana Ciriaco De Mita, de 75 años y el del ex presidente de la República, Francesco Cossiga.

Decisión de la Eurocámara

Mientras tanto, el pleno del Parlamento Europeo ha adoptado una resolución en la que lamenta los casos de bancarrota por fraude en grandes empresas con participación pública, así como sus nefastas repercusiones sociales y económicas. Además de solicitar comparecencias "ante la justicia", pide esclarecer cómo, en ninguna fase del proceso de fiscalización de las cuentas, ni los agentes encargados del control ni las autoridades reguladoras sospecharon la más mínima malversación. Para la Eurocámara, la solución a largo plazo está en crear una autoridad única de supervisión cautelar financiera en Europa.

Ayer mismo, la Comisión Europea reclamó al sector financiero liderar la lucha contra casos como Parmalat y hoy, el Parlamento reclama que se lleve ante la justicia "a la pequeña minoría de participantes en el mercado que no son honrados", y pide garantías de transparencia. Además, reclama a Bruselas que reúna órganos e instituciones encargados de la vigilancia y el control de las relaciones entre empresas y bancos para proteger al ahorrador. El comisario europeo de Mercado Interior, Frits Bolkestein, asegura que, aunque los hechos no estén completamente claros, lo ocurrido "es muy preocupante".

La filial brasileña

Un interventor nombrado por un juez ha pasado a controlar hoy Parmalat Brasil, pocas horas después de que fueran destituidos los directores de la empresa y bloqueados sus bienes. En una sentencia emitida anoche, el juez de Sao Paulo Carlos Henrique Abrao declaró a la empresa en "estado de crisis económica y financiera", y determinó su intervención. El juez separó de sus cargos al presidente de Parmalat Alimentos en Brasil, Ricardo Gonzalves, y a todos los directores de la multinacional italiana en el país.

También levantó el secreto bancario y telefónico de los ejecutivos destituidos, que no podrán abandonar el país ni vender sus bienes, según la decisión judicial difundida por el canal de televisión Globo. El mismo juez nombró como interventor de la empresa al economista Keyler Carvalho Rocha, un ex director del Banco Central brasileño.

Parmalat no ha recibido ofertas por Clesa, según UGT

La multinacional italiana no ha recibido aún ninguna oferta de compra sobre su filial española Clesa, a la espera de que el comisario nombrado por el Gobierno para reflotar la empresa, Enrico Bondi, presente su plan de reestructuración, informó hoy la Federación Agroalimentaria de UGT. Así respondió el responsable de Relaciones Humanas de Parmalat a preguntas del representante de la Federación, Sebastián Serena, en la reunión extraordinaria del comité de empresa europeo de Parmalat que concluyó ayer en Parma (Italia). El responsable de Parmalat indicó que el administrador no cree oportuno "deshacerse del patrimonio" de empresas en crisis, añadió UGT.

"Blanquear dinero" en el nuevo juego en la Red sobre Parmalat

¿Conoce todos los vericuetos del caso? ¿Le cansa seguir a diario el goteo en los medios? Un juego informático, basado en el escándalo de Parmalat, ya está disponible en la Web www.bastardidentro.com/index/115. Los jugadores pueden guiar al rostro de su fundador Calisto Tanzi por un laberinto peinado por la Policía, en busca de dinero. Cuatro agentes persiguen a "Parman", nombre que recibe el protagonista, e intentan evitar que llegue a las Islas Caimán, donde la primera cuenta opaca encontrada destapó el escándalo en diciembre. En su carrera, "Parman" irá comiendo dinero y sólo la bebida de cartones de leche en el camino incrementará su velocidad. Si las autoridades le detienen tres veces, será enviado a la prisión milanesa de San Vittore, donde en la vida real durmió el ejecutivo durante más de un mes, bajo la sospecha de fraude, antes de que le transfirieran, el martes pasado, a la cárcel de Parma.