'Caso KIO'

El Supremo confirma la condena de cinco años de cárcel a De la Rosa por la 'operación Wardbase'

El Tribunal Supremo ha confirmado la condena a cinco años y medio de cárcel, impuesta por la Audiencia Nacional, al ex vicepresidente del Grupo Torras, Javier de la Rosa, por los delitos de apropiación indebida y falsedad cometidos en la denominada 'operación Wardbase', que fue la primera que se juzgó del 'caso KIO'. Esta resolución supone que el citado empresario tenga que volver a prisión.

El Alto Tribunal también ha confirmado la pena de dos años de cárcel a la que fue condenado el diplomático Manuel Prado y Colón de Carvajal y aumenta en tres años la condena dictada contra el ex consejero delegado de Torras, Jorge Núñez Lasso de la Vega, al estimar que, además de falsedad -por la que Núñez fue condenado a un año y medio de cárcel- el directivo también cometió apropiación indebida.

Asimismo, el tribunal ha estimado parcialmente el recurso presentado por la acusación particular y ordena la celebración de un nuevo juicio contra otros cuatro investigados por estos hechos, dejando sin efecto el sobreseimiento por prescripción dictado por la Audiencia Nacional en relación con ellos. Se trata de Juan José Folchi, Carin Linda Parker, Miguel Soler Sala y José María Fot Casas.

En esta causa se investigó el pago a Manuel Prado de 1.900 millones de pesetas en 1992 procedentes de Torras, según la versión de De la Rosa, que no fue estimada por el tribunal, KIO habría ordenado este pago a Prado para retribuir la supuesta intermediación entre los Estados Kuwaití y español tras la invasión de aquel país por Irak.

La Audiencia Nacional estimó, sin embargo y ahora lo confirma el Supremo, que no existía justificación para que el citado pago fuera enmascarado mediante un contrato simulado entre Torras Papel y la sociedad pantalla Wardbase para agilizar la construcción de una papelera en Bélgica.