Cada día un análisis

Recuperaciones fulgurantes en 2003

Los fondos tecnológicos fueron los protagonistas del final de la década pasada, y volverán a serlo de nuevo. De hecho, ya lo están siendo, gracias a la revalorización que ha tenido el índice Nasdaq Composite, que se encuentra a tan sólo 100 puntos de obtener unas ganancias del 100% desde los mínimos que marcó en octubre de 2002 (hace 15 meses).

En el momento en que el Nasdaq marque los 2.200 puntos va a ser especialmente delicado, pues tras una caída previa tan fuerte como la experimentada por este índice, rara vez se han producido, a lo largo de la historia de las Bolsas, revalorizaciones (desde los mínimos) de ese calibre sin que se haya iniciado inmediatamente después una fuerte corrección.

El buen dato de la balanza comercial norteamericana en el mes de noviembre (reduciendo el déficit de 41.600 a 38.000 millones de dólares) debería ayudar a las Bolsas y a la cotización del dólar.

Desde comienzo de año los fondos tecnológicos de renta variable han obtenido una rentabilidad promedio de casi el 6% (el que encabeza el cuadro adjunto duplica esa cifra). Se encuentran aún lejos de compensar las pérdidas acumuladas desde marzo de 2000, ya que, a pesar de la recuperación mencionada, el Nasdaq aún está perdiendo cerca de un 60% desde sus niveles máximos. Algo que sólo el paso de unos años más conseguirá compensar.