Aeropuertos

Pugna por el mayor contrato de Internet sin cables

Si hay un lugar donde puede darse cita un elevado número de trabajadores infatigables obligados a estar permanentemente conectados con su oficina, éste es la sala de espera de un aeropuerto internacional. Y así lo ha detectado AENA, que ha decidido lanzarse a las innovaciones tecnológicas y ha sacado a concurso la construcción de una red inalámbrica de acceso a Internet a alta velocidad (Wifi) para sus aeropuertos de Madrid y Barcelona.

Los centros han sido elegidos por la profusión de viajeros -55 millones el año pasado pasaron por las instalaciones madrileña y barcelonesa- y por el perfil de los visitantes, muchos de ellos en viajes profesionales y con necesidades de conexión. Porque eso es lo que permite el Wifi, que crea una verdadera oficina móvil a través de una red inalámbrica a la que ordenadores, agendas electrónicas o videoconsolas pueden conectarse por ondas de radio y trasmitir datos a velocidades de 11 Mbps o superiores.

Las candidatas a hacerse con este negocio están ahí por las posibilidades y los ingresos que reportará la tecnología Wifi en un futuro. En principio, cuatro operadoras se han presentado al concurso, según fuentes cercanas al proceso, pero Euskaltel y Swisscom tienen en estos momentos pocas posibilidades de ganar. Las mismas fuentes aseguran que AENA ha evaluado las ofertas y que la pugna por hacerse con la mayor concesión española de Wifi que ha salido a concurso hasta la fecha está entre Telefónica y Vodafone. Aunque no hay fecha oficial para el fallo, todo apunta a que se resolverá a principios de 2004.

Unos 55 millones de viajeros pasaron el año pasado por las instalaciones de Madrid y Barcelona

TELEFÓNICA 3,70 0,49%

El criterio principal en el que AENA basará su elección es el canon que la futura concesionaria está dispuesta a pagar al ente público. Las operadoras harán un desembolso fijo al mes y otro variable en función de los ingresos que obtengan. Según las bases del concurso, 'el canon de explotación ideal será aquel que, optimizando los ingresos para AENA, permita un precio más ventajoso para el cliente y no represente peligro para la viabilidad económica de la concesión o la prestación de un servicio de calidad'.

Como referencia, el ente público ha establecido un canon mínimo, que oscila entre los 2.666 y 3.333 euros por mes en su pago fijo y entre el 7% y el 10% de los ingresos en la parte variable. Los otros dos criterios que determinarán la elección son el plan de explotación comercial y la capacidad empresarial propuesta, que ponderan con el 35% y el 15%, respectivamente.

Además de proveer y explotar el servicio Wifi, y cobrar por ello a los viajeros, la ganadora podrá incrementar sus ingresos con la venta o el préstamo de equipos, tarjetas o dispositivos que potencien el uso de la tecnología.

Dos caminos y un objetivo Indispensable para la movilidad Desarrollo para potenciar el ADSL

Vodafone y Telefónica han coincidido en el mismo destino a pesar de seguir estrategias muy diferentes. Vodafone considera que la movilidad es una cualidad que une a su empresa con el Wifi, mientras que Telefónica de España apela al ADSL. Vodafone reconoce que el Wifi no tiene una relación directa con su negocio principal, pero considera que tiene que estar ahí porque sus clientes empresariales podrían pedírselo y la oferta debe ser integral. El líder mundial del móvil lleva como aval la experiencia en 23 aeropuertos y sus socios Kubiwireless y Comunitel.

Nada que ver con la movilidad tiene el argumento que ha impulsado a Telefónica de España a meterse de lleno hace pocos meses en los servicios Wifi. La compañía define su apuesta como 'muy seria' y la considera un medio de extender el acceso a la banda ancha, el ADSL, a través de una tecnología sin hilos. Esta facilidad permite un nuevo abanico de aplicaciones y servicios para el hogar, la empresa y recintos públicos. Prueba de su apuesta, el ex monopolio ha elevado recientemente la inversión prevista en Wifi hasta 15 millones.