Coyuntura

Francia mantiene sus previsiones de crecimiento en el 0,5% durante el último trimestre

El Banco de Francia es optimista respecto a la evolución de su economía. Hoy ha anunciado, en su informe mensual de coyuntura, que la economía de este país crecerá un 0,5% en el último trimestre de este año, manteniendo así las previsiones de su informe anterior. La entidad estima, además, que el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) en el conjunto del año será del 0,2%, en tanto que aumentará hasta el 0,5% en 2004.

"El progreso (del PIB en el cuarto trimestre de este año) traduce la mejora progresiva de la visibilidad de la que disponen los industriales", según el Banco de Francia. Las últimas cifras publicadas por el Instituto Nacional de Estadística (INSEE) apuntan que la economía francesa escapará por poco de la recesión, aunque no crecerá este año más que un 0,2%.

En su último informe trimestral, el INSEE indicaba que el PIB, que había caído un 0,3% en el segundo trimestre, tras subir un 0,1% en el primero, volvería a recuperarse en el tercero (+0,2%) y en el cuarto (+0,4%). Eso significa que la progresión económica en la segunda mitad del año será del 1% en ritmo anual, aunque en el conjunto de 2003 se quedará en el citado 0,2%. Esa cifra se sitúa por debajo de la última previsión oficial del Gobierno del 0,5%, que ya la había corregido a la baja desde el 2,5% contemplado en los presupuestos para este año.

Mer asegura que el PIB puede volver al ritmo anual del 2%

El ministro francés de Economía y Finanzas, Francis Mer, afirmó hoy que Francia "tiene buenas opciones de volver a un ritmo anual de crecimiento próximo al 2% desde este trimestre". "Los indicadores muestran que la recuperación mundial está a punto de llegar a Europa y Francia", donde "los informes de coyuntura ilustran un neto progreso del clima de negocio", añadió. El ministro explicó que "el escenario de recuperación que se dibuja en el proyecto de ley de presupuesto -en el que se prevé un crecimiento del 1,7% para 2004- parece que va concretarse". Además, reiteró que Francia quiere reducir su déficit por debajo del 3% del PIB, para "mantener nuestros compromisos europeos".