Déficit

El déficit corriente subió hasta agosto un 76%

El déficit de la balanza por cuenta corriente, que refleja los ingresos y pagos por operaciones comerciales, servicios, rentas y transferencias, aumentó un 76% en los ocho primeros meses del año respecto al mismo periodo de 2002, hasta situarse en 11.947,1 millones de euros, según datos facilitados ayer por el Banco de España.

Este deterioro se debió, fundamentalmente, al incremento del déficit de la balanza comercial y, en menor medida, al deterioro del saldo de las balanzas de rentas y de transferencias corrientes, quedando la balanza de servicios como la única partida que mostró una evolución favorable en este periodo. Concretamente, el déficit de la balanza comercial se situó en 23.359,8 millones hasta agosto, lo que supone un aumento del 19,2% respecto al mismo periodo de 2002, ya que las exportaciones de mercancías crecieron un 5,6% frente al 8,1% de las importaciones.

En los servicios, el saldo positivo acumulado ascendió a 18.846,1 millones, con un aumento del 4,7% respecto a los ocho primeros meses de 2002.