Transporte

Auto Res mantendrá la marca La Sepulvedana tras comprarla

El acuerdo que los grupos de transporte Avanza y La Sepulvedana negocian desde hace más de tres meses para la integración de este último en el primero está a punto de cerrarse. 'La Sepulvedana permanecerá como marca y continuará su actividad como tal, pero a partir de ahora estará integrada en el grupo Avanza', reconoció ayer a este diario el presidente de la compañía, Pablo Martín Berrocal.

No obstante, Martín Berrocal apuntó que el acuerdo aún no está cerrado, pero que en todo caso se llevará a cabo a través de un canje accionarial.

En este sentido, Avanza, matriz de Auto Res, absorberá a La Sepulvedana, cuyos accionistas tendrán una participación en el capital de Avanza.

Filiales

También se mantendrán las marcas de las otras líneas que opera el grupo La Sepulvedana, entre ellas Larrea (presta servicio entre la capital de España y los pueblos de la sierra madrileña) y Seal.

Con la integración de La Sepulvedana en Avanza, se configura el segundo grupo de transporte por carretera por facturación tras Alsa. En 2002, el volumen de negocio agregado de ambos grupos hubiera ascendido a unos 175 millones de euros, de los que 60 millones corresponderían a la actividad de largo recorrido.

La Sepulvedana, sin incluir las filiales, facturó en 2001 (últimos datos disponibles en el Registro Mercantil) 16,38 millones de euros con un beneficio neto de casi 789.000 euros y unos recursos propios de 6,39 millones de euros.

Avanza se constituyó en abril de 2002, bajo la presidencia de Manuel Moratiel, tras el acuerdo firmado por las compañías Auto Res, Vitrasa y Tuzsa. Además, hace unos meses, adquirió la empresa madrileña Llorente, logrando así su objetivo de convertirse en uno de los líderes del transporte de viajeros.

A finales del año pasado Avanza anunció que preveía invertir alrededor de 12 millones de euros en la renovación de la flota compuesta por 750 autobuses.