Italia

La actividad industrial se se resiente en Italia con una caída del 7%

Italia sigue instalada en un entorno de debilidad económica, sólo superada por el gigante alemán. La producción industrial cayó en mayo en el país transalpino un 7%, respecto al mismo mes del año anterior, según datos hechos públicos ayer por el Instituto Nacional de Estadística (ISTAT) italiano.

El descenso en relación al mes de abril fue del 1,6%, un crecimiento negativo desconocido desde hace cuatro años (diciembre de 1998). La producción acumulada en los primeros cinco meses del ejercicio se situó en el 4,4%.

La actividad en los bienes de consumo, comparada con la de un año antes, descendió un 9,4%; la de bienes duraderos retrocedió un 13,6%; y la de bienes perecederos, un 8,2%, informa Efe. Por sectores, las mayores caídas se registraron en las industrias manufactureras (-15,5%), seguidas de las del calzado (-12,6%), tejidos y vestido (-11,5%), productos químicos y fibras sintéticas (-10,6%). La única variación positiva se dió en el sector de las refinerías de petróleo, que experimentó un aumento del 8,7%.

Menos crecimiento

Los datos negativos de la producción industrial italiana en mayo se inscriben en la situación de retroceso que vive la economía del país, que en el primer trimestre del año registró un crecimiento global negativo de una décima. Por el momento, las autoridades italianas cuentan con que la economía crezca cerca un 1% de media en el año, aunque, de seguir así, es muy posible que deban reducir las estimaciones iniciales a un entorno más razonable, cercano al 0,6%. El instituto de investigación REF también ha revisado a la baja sus previsiones hechas en abril para el próximo año, desde el 2,1% a sólo el 1,4%. La atonía del PIB italiano se suma a sus problemas presupuestarios.

Para 2004, muchos analistas esperan que el déficit fiscal se eleve hasta el 2,9% del PIB, rozando el 3% de límite estipulado en el Pacto de Estabilidad. Por eso el Gobierno italiano ve con buenos ojos una interpretación más flexible del citado pacto, que ayude a salir al país de las dificultades económicas.