Internet

Piqué niega que el 'proxy caché' de Telefónica vulnere la privacidad de la Red

En una comparecencia ante el Pleno del Senado, el ministro de Ciencia y Tecnología, Josep Piqué, ha asegurado que la polémica generada por el proxy caché de Telefónica, un mecanismo de almacenamiento de información en Internet, debe ser abordado "desde una perspectiva técnica" ya que no conculca la privacidad de los usuarios.

Este sistema se encarga de almacenar temporalmente las web visitadas por un internauta, de tal forma que cuando la misma dirección es reclamada por otro se le envía una copia de la página memorizada, lo que disminuye el tráfico de datos por la red. Desde que Telefónica decidió instalarlo a principios de año, se ha producido un aluvión de quejas de usuarios que temen que la información que envían por la Red quede también almacenada en el sistema y porque no pueden acceder a las modificaciones de los sitios de Internet hasta que la memoria del proxy se refresca.

El senador del Grupo Socialista Félix Lavilla ha asegurado que los usuarios han sido forzados a navegar "de forma simulada y virtual" sin haber dado su consentimiento. Esa práctica, que afecta a quien tenga instalada línea ADSL genera, según Lavilla, "inseguridad jurídica", afecta a la propiedad intelectual y a la privacidad y a la calidad, porque "las actualizaciones de contenidos se producen entre las 17 y las 24 horas".

TELEFÓNICA 3,53 -3,90%

Para Piqué, el problema es "complejo", "no extraordinario" porque la seguridad está garantizada "porque en ningún caso se hace referencia al peticionario de la información, ni previa ni posteriormente". "Todo indica que, efectivamente, la información que se suministra a los usuarios no está completamente actualizada, pero esos son casos excepcionales", ha apostillado.

El ministro ha asegurado, eso sí, que están "en contacto permanente" con Telefónica para que incorpore soluciones en sus redes e informe adecuadamente a usuarios y proveedores de contenidos sobre el funcionamiento e impacto de esos sistemas.