_
_
_
_
_
Turismo

Planes preventivos de las mayoristas en caso de guerra

El pesimismo embarga al sector ante un posible conflicto contra Irak. Los turoperadores cancelan y cambian viajes sin coste para facilitar las reservas de los turistas

El estado de confusión surgido por el temor a una guerra contra Irak está paralizando las reservas en numerosos destinos turísticos. Tui, el primer turoperador de viajes, señala que las reservas hacia algunos países como Turquía, Egipto, Túnez o Marruecos están prácticamente paralizadas para el próximo verano, mientras que el segundo mayorista en viajes, Thomas Cook, insiste en que la caída media de las reservas en todo el mundo es ya del 15% con respecto al año anterior.

Para activar la demanda, los turoperadores dan todo tipo de facilidades para que el turista no salga perjudicado en caso de conflicto bélico. 'A los clientes les cuesta mucho decidir en esta situación cuándo y, sobre todo, dónde pasar sus vacaciones', indican en el sector. En esta situación, los grandes grupos turísticos prepararan planes preventivos para cubrir los viajes en las zonas más afectadas y ofrecen diversas alternativas a aquellas reservas anticipadas.

En caso de guerra, el turista tiene la opción de cambiar su billete sin coste alguno hacia otro lugar menos afectado o recibir el desembolso del viaje sin penalización, según fuentes de Tui.

Estas reservas polivalentes también las está utilizando Thomas Cook, que por primera vez entró en pérdidas, 119 millones de euros, por la crisis. La mayorista ofrece la opción de cambiar el destino sin gastos siempre y cuando sea con ocho semanas de antelación a la salida del viaje.

También algunas aerolíneas están planteando diferentes posibilidades para atraer al cliente. Delta Airlines ha presentado una nueva política de tarifas que permite a sus clientes realizar cambios en sus vuelos transatlánticos sin penalizaciones ni gastos adicionales.

De esta forma, todos los billetes para vuelos operados por Delta adquiridos hasta el 31 de marzo podrán ser modificados sin penalización alguna, siempre que el cambio se realice antes del 31 de mayo en viajes realizados hasta el 31 de diciembre de 2003. Sin embargo, los pasajeros deberán pagar la diferencia de la tarifa resultante de aplicar posibles suplementos por temporada alta, día de la semana y clase de vuelo.

Planes de evacuación

En caso de guerra, casi todos los grupos turísticos están listos para intervenir en aquellas zonas perjudicadas por el conflicto. 'Tui tiene en reserva una flota de aviones para evacuar a los clientes afectados por cualquier imprevisto', señalan en la compañía. Además, dispondrá de un grupo adicional de cerca de 25 empleados (gabinete de crisis) cuya misión será ofrecer todo tipo de servicios y ayuda a los viajeros a los que les ocurra cualquier altercado, como ocurrió en Yjerba (Túnez). En aquel atentado, 'Tui tuvo que hacerse cargo de los traslados de 18 alemanes que habían contratado su estancia con el grupo en el hotel afectado por el acto terrorista', indican en la compañía. También Thomas Cook tiene preparado un plan de acción ante un posible ataque. Cuenta con una tripulación especial, aeronaves extra y una mayor capacidad de maniobras más rápido.

El presidente de la Confederación Alemana de Viajes, Kluas Lapple, apunta que si bien países como Grecia, Túnez, Marruecos salen perjudicadas con la crisis ante una posible guerra, países como Argentina y zonas del Caribe saldrán menos perjudicadas. Algunos expertos coinciden en señalar que 'España también podría ser un país refugio durante el periodo bélico, aunque zonas como las Islas Baleares, históricamente visitadas, están perdiendo fuerza'.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Archivado En

_
_