Medidas

Argentina inicia el canje de las monedas provinciales

El Gobierno argentino anunció ayer un plan para el rescate de bonos públicos de ocho provincias, que se utilizan como si fueran monedas, por un monto inicial de 1.000 millones de pesos (unos 280,8 millones de euros).

El objetivo final del plan es sacar de circulación bonos de esas provincias por un total de 7.500 millones de pesos (2.099 millones de euros), según anunció el jefe de Gabinete de Ministros, Alfredo Atanasof. El rescate de estos bonos, que se emitieron entre junio de 2001 y mediados de 2002, es uno de los compromisos asumidos por Argentina en las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Atanasof señaló que el plan comenzará con los bonos 'que están más devaluados' en relación con el peso y fueron emitidos por las provincias de Catamarca, Córdoba, Corrientes, Chaco, Entre Ríos, Mendoza, Formosa y Tucumán. 'Esto no ocurre con los lecop (letras de consolidación de deudas provinciales) y los patacones (bonos de la provincia de Buenos Aires, la más rica del país) que prácticamente tienen una paridad de uno a uno' con el peso, comentó.

El rescate de los bonos provinciales se financiará con préstamos del Banco Mundial y con las ganancias que obtenga el Banco Central en sus operaciones en el mercado libre de divisas, indicó.

El paso dado por el Gobierno argentino es sólo un pequeño gesto de cumplimiento del acuerdo alcanzado con el FMI, dado que el grueso del programa de ajuste deberá ser pactado por el Ejecutivo que gane en las elecciones del 27 de abril.

Promesas de quita

Los candidatos han empezado a lanzar sus promesas electorales. Néstor Kirchner, el candidato que cuenta con el apoyo del presidente Eduardo Duhalde, cumplirá con los pagos de la deuda externa pero pedirá una importante quita sobre los intereses si gana las elecciones.

Así lo manifestó hoy José María Las Heras, señalado como posible ministro de Economía en caso de que Kirchner alcance el Gobierno.

'El capital original se debe pagar', dijo el economista sobre la deuda pública argentina, que ronda los 140.000 millones de dólares, en declaraciones a Radio América.

En cambio consideró que el país suramericano debe reclamar a sus acreedores una 'reducción de intereses de entre el 50% y el 60%'.

A juicio de Las Heras, 'los intereses que se le cobraron a la Argentina fueron realmente leoninos' y se debe 'hacer una nueva cuenta y sobre eso reprogramar la deuda a más largo plazo de manera que sea pagable'.