Balance

La mitad de las cajas tuvo un menor margen de explotación en 2002

Las cajas de ahorros sufrieron el pasado ejercicio el primer descenso del beneficio de su historia, arrastradas, sobre todo, por la caída de La Caixa, la mayor caja de ahorros española, que durante 2002 sufrió un descenso del beneficio atribuido del 29,1%.

En total, 12 entidades de ahorro han visto cómo sus resultados han empeorado sobre los registrados un año antes. Esta cifra, aunque elevada, es muy inferior a la experimentada por el sector en los nueve primeros meses del ejercicio, cuando fueron 21 cajas las que registraron una caída de sus resultados.

Durante el último trimestre estas entidades lograron recuperar terreno, gracias a la buena marcha del negocio, sobre todo crediticio, lo que ha permitido amortiguar la caída de beneficios, castigados por la mala situación de los mercados.

De hecho, el fuerte castigo de los mercados ha repercutido no sólo en unos menores ingresos por operaciones financieras, dividendos, y beneficios por sus participadas, sino también en un aumento de los saneamientos por las minusvalías registradas en las empresas en las que participan (caso de La Caixa con Telefónica y Repsol).

Por entidades, ha sido la sevillana Caja de San Fernando la que ha sufrido un mayor recorte del beneficio, cae el 56,5%, seguida de la gallega Caixanova, con una disminución del 47,5%, la misma caída que ha registrado el Círculo Católico de Burgos. Caja Cantabria también sufrió un elevado recorte del resultado del 38,4%, al cerrar el año con un beneficio de 17,87 millones.

Pero es el margen de explotación el que ha experimentado mayores descensos. 23 de las 46 cajas han sufrido caídas en este capítulo, es decir, la mitad del sector. Caixanova, con un recorte del 33,3%, y Ávila, con un 31,2% menos, son las más afectadas en este capítulo.

Llama la atención la Caja del Mediterráneo (CAM). El margen de explotación de la CAM no aumentó un 9,66%, como anunció el pasado 24 de enero, sino que descendió un 2,6%, según las cuentas remitidas a la CNMV y a la CECA. Tampoco el margen ordinario aumentó un 9,77%, sino un 3,4%. La razón de esta diferencia estriba en que la CAM registró los resultados negativos de operaciones financieras en la parte de abajo de la cuenta y no en su lugar habitual, antes del margen ordinario.

La CECA prevé un crecimiento del crédito del 17% este trimestre

A pesar del cada vez mayor peso de las cajas de ahorros en el sector empresarial español, con una apuesta clara por entrar en el capital de las empresas, las cajas no olvidan su negocio tradicional: los depósitos y los créditos.De hecho, mientras que los bancos han ralentizado considerablemente la concesión de créditos, al cerrar 2002 con un aumento de su volumen crediticio del 5,7%, el más bajo de los últimos 10 años, las cajas cerraron el ejercicio con un crecimiento del 16,8%. Pero al contrario de lo que esperaban en diciembre, enero ha ido mejor de lo previsto al registrar una subida del crédito del 18%. Esta mejora les ha llevado a modificar al alza sus últimas previsiones crediticias para el sector. De esta forma, esperan concluir febrero con un aumento del crédito de casi el 17%, lo mismo que en marzo, para descender, pero muy ligeramente, tras el primer trimestre. En un año las cajas han arañado 1,95 puntos de cuota de mercado a los bancos en este capítulo, y aunque fuentes del sector creen que cada vez será más difícil ganar terreno a los bancos, lo cierto es que las previsiones de crecimiento del crédito expuesto por los bancos es muy inferior a las estimaciones realizadas por la CECA para el conjunto de las 46 cajas de ahorros. Fuentes de las cajas consideran, no obstante, que aumentos del crédito como los esperados en los primeros meses de 2003 no son sostenibles por mucho tiempo. Lo mismo sucede con los recursos ajenos. Según las estimaciones de la CECA, las cajas cerrarán febrero con un aumento del 12,2%, porcentaje que pasará al 13% en abril, gracias a la mejora de los recursos a la vista. Los recursos a plazo crecerán en el primer trimestre un 13,3%, según estas estimaciones, para descender ligeramente en abril y situarse en el 13,1%.