Autoridad monetaria

Greenspan se enfrenta a voces críticas dentro de la Reserva Federal

El hecho de que los mercados se encuentren en el peor momento desde 1939-1941, y hayan erosionado la confianza de los inversores, ha provocado que por primera vez se hayan alzado voces dentro de la Reserva Federal (Fed, por sus siglas en inglés) contra su presidente, Alan Greenspan.

El responsable de la política monetaria de EE UU ha perdido el apoyo unánime del que ha disfrutado hasta la fecha en el comité de la Fed.

En septiembre, el gobernador Edward Gramlich y el presidente de la Reserva Federal de Dallas, Robert McTeer, rompieron con la tradicional unanimidad y pidieron a Greenspan un recorte de los tipos de interés para impulsar la recuperación económica. Fue la primera vez desde 1998 en la que dos miembros del comité cuestionaron la decisión del presidente.

Otra voz crítica ha sido la de un nuevo gobernador, Ben Bernanke, que pide que la Reserva adopte un objetivo de inflación concreto, una medida a la que Greenspan siempre se ha opuesto. Según Bernanke, la Fed debe prepararse para la salida de su presidente. Greenspan, de 76 años de edad, ha presidido la Reserva desde 1987, cuando el entonces presidente Ronald Reagan le nombró para el cargo, y su mandato expira en junio de 2004.

Los que apoyan al veterano presidente tienen datos en los que apoyarse: Greenspan condujo la economía estadounidense a un récord de expansión desde 1991 hasta marzo 2001. Bajo su mandato la media de la inflación ha sido del 2,4%, la más baja desde que William McChesney fue presidente, entre 1951 y 1970, y el paro ha oscilado alrededor del 5,5%, el más bajo desde esa época. 'No hay duda, en mi opinión, de que Greenspan tiene el récord entre todos los presidentes de la Fed de la historia', afirma Milton Friedman, premio Nobel de Economía.

La próxima reunión de la Reserva Federal tendrá lugar el próximo 9 de noviembre y muchos inversores piden ya un nuevo recorte de tipos, hasta el 1,5%, desde el 1,75% actual.