Neyr estudia demandar a Hewlett-Packard por cancelar sus pedidos

El grupo francés Neyr estudia interponer una demanda contra Hewlett-Packard (HP) por incumplimiento de contrato. La multinacional norteamericana ha retirado "de forma inesperada" todos los proyectos de producción de los próximos años en impresoras de pequeño formato, según un comunicado emitido ayer por Neyr.

Esta empresa, especializada en el diseño y la producción de tecnología en plásticos, cuenta con factorías en las localidades barcelonesas de Sant Boi de Llobregat y La Pobla de Claramunt. Neyr ha invertido 700 millones en este último centro durante los últimos meses para absorber los pedidos de HP. La cancelación de la carga de trabajo puede suponer la reducción de la mitad de la plantilla de Neyr, compuesta de 550 personas, y la elaboración de un plan de viabilidad.

La decisión de HP tiene que ver con el cierre de su factoría de Sant Cugat del Vallès (Barcelona) para subcontratar la producción. No fue posible recoger la opinión de HP al cierre de esta edición.